Un paso de Semana Santa en el Conservatorio Elemental de Música Eduardo Ocón de Málaga

El director de este centro público autoriza que metan un paso procesional de una cofradía en el patio del centro, lo que además complica el acceso y aparcamiento de personal del conservatorio.

Algunos directores de conservatorios actúan como si el centro público fuese de su propiedad y adoptan estas actitudes confesionales que vulneran los más mínimos principios de separación del Estado y las instituciones públicas de las confesiones religiosas o de otras opciones particulares.

Seguro que de tratarse de unas imágenes o estatuas políticas, la Consejería de Educación, la Inspección Educativa,… lo hubiesen impedido desde el primer momento. Y así debiera ser. Ninguna creencia o convicción particular, sea religiosa o no, puede gozar de este privilegio.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...