Rajoy rechaza pedir IBI a la Iglesia «con la que está cayendo»

Mariano Rajoy y Cayo Lara están de acuerdo en algo. Si tanto le interesaba al PSOE pedir a la Iglesia que pagase el IBI —acaba de ordenar a sus concejales que lo exijan en los Ayuntamientos—, ¿por qué no lo hizo cuando estuvo en el poder? “Lo más sorprendente es que lo haga después de haber estado 20 años en el Gobierno”, recordó ayer el actual presidente. “A buenas horas, mangas verdes. Por dos veces votaron en contra de estas iniciativas que IU llevó al Parlamento”, advirtió Lara. En cualquier caso, el jefe del Ejecutivo dejó claro que “con la que está cayendo” no le parece oportuno, y que no tiene “ninguna intención” de modificar el Concordato con la Santa Sede, vigente desde 1979.

Los líderes de PP, PSOE, IU y los sindicatos también aclararon ayer que ellos sí pagan el IBI de sus sedes, desmintiendo al responsable de la Oficina de Información de la Conferencia Episcopal, Isidro Catela, y la portada de La Razón. “De Génova [sede principal del PP], desde luego que sí”, dijo Rajoy. Y en el resto, “espero que sí”, titubeó. El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, incluso llevó los recibos a la conferencia de prensa: “Pagamos religiosamente”, ironizó. El PSOE pagó, por ejemplo, 59.671 euros por la sede de Ferraz en 2011. Lara aclaró que IU paga el IBI “como todo hijo de vecino”. Y Antonio del Campo, responsable de Organización de CC OO, insistió en que el sindicato “paga religiosamente” y atribuyó a “una campaña de mala fe” decir que no, informa Carmen Morán.

Rubalcaba no quiso explicar por qué los socialistas proponen ahora lo que no hicieron en el Gobierno. Solo aludió a que hace dos meses hubo una polémica en Italia sobre las exenciones de impuestos a la Iglesia, y que esa polémica “se ha trasladado a España”.

“La conversión del PSOE es como la caída del caballo de San Pablo. No hace ni cuatro días estaban votando en contra. Están siete años gobernando y se acuerdan del laicismo ahora”, criticó Gaspar Llamazares, de IU, formación que ha planteado el asunto en todos sus programas, en decenas de enmiendas a los Presupuestos y en preguntas y proposiciones en Congreso y Senado desde hace años. El pasado 17 de mayo en San Sebastián de los Reyes (Madrid), a iniciativa de IU y ya con los votos del PSOE, se acordó reclamar el IBI a la Iglesia.

En la moción que el PSOE va a presentar en los Ayuntamientos se pide también la revisión del Concordato con la Iglesia —esa fue la promesa estrella de Rubalcaba en el congreso federal que lo aupó a la secretaría general en febrero— y una nueva ley de libertad religiosa (ya la habían prometido en la anterior legislatura, pero finalmente la aparcaron). Rubalcaba explicó que la iniciativa que ha planteado a los Ayuntamientos consiste en que, mientras no se revise el concordato, la Iglesia siga exenta del IBI por los edificios de culto, pero no por el resto de inmuebles. “Una cosa es una catedral y otra es un parquin al lado de la catedral”, dijo. “La catedral, según el concordato, no debe pagar. El parquin, sí”.

Llamazares iría más allá. “En Italia, Monti propuso que se eliminaran las exenciones de impuestos a todo, también las catedrales, aunque finalmente cedió por la presión del Vaticano. No entiendo que el PSOE excluya lugares de culto o que argumente afán recaudatorio de esfuerzo común contra la crisis. Se trata de que la Iglesia no tenga privilegios económicos en un Estado aconfesional”.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...