Kichi recorta las asignaciones para las cofradías de Cádiz

El Ayuntamiento pacta con las hermandades un ajuste de la partida

Las cantidades que se verán reducidas están aún por determinar

Las ayudas económicas que las hermandades gaditanas reciben cada año desde el Consistorio se verán sensiblemente afectadas en 2016. Así se concluye tras el encuentro que tuvo lugar ayer entre la concejala de Cultura, Eva Tubío (Ganar Cádiz), y el presidente del Consejo Local de Hermandades y Cofradías de Cádiz, Martín José.En las próximas tomas de contacto, ambas partes estudiarán la «revisión» de las partidas presupuestarias destinadas a la celebración religiosa. Para entonces, técnicos municipales e integrantes del consejo «entrarán en materia para hablar con conocimiento de causa», tal como advirtieron.

«Se va a entrar a evaluar concepto por concepto, para distinguir qué cosas son más superfluas que otras», expresó Martín José a la salida de la reunión. El planteamiento de abaratar costes ha sido aceptado por los cofrades gaditanos. No obstante, plantean que la subvención directa a las hermandades no sufra merma alguna. «Hay cantidades que nosotros entendemos que no tienen una vinculación directa con la Semana Santa y que, por tanto, para nosotros son prescindibles perfectamente y para ellos suponen un ahorro», reconoció el máximo representante de los cofrades gaditanos.

Por su parte, el presidente del Consejo Local de Hermandades quiso recordar la aportación a la ciudadanía, pequeños empresarios y hostelería, de la Semana Santa y que para ello se necesitan un mínimo de ayudas.

Concretamente, en los últimos días la polémica circuló alrededor de Podemos Cádiz por un llamamiento al reajuste presupuestario de la festividad. El propio alcalde de la ciudad, José María González ‘Kichi’, trasladó al presidente del Consejo Local de Hermandades hace semanas la necesidad de revisar los precios. Ayer, en declaraciones a RNE, el alcalde aclaró que «Podemos no viene a quitar la Semana Santa, sino a mejorarla».

Con estas palabras, ‘Kichi’ invitó a las cofradías a «apretarse el cinturón» y también a aplicar «sentido de época» en un contexto de crisis.

Las cifra estimada del gasto municipal se sitúa en 200.000 euros. De esos, 120.000 se destinan directamente a las cofradías. El resto se destina al montaje de palcos, con unos números cercanos a los 60.000 euros, y a otros gastos a los que los cofrades estarían dispuestos a prescindir, como es el caso del palco de autoridades.

En conversaciones con este periódico, Martín José anunció que esta cuestión será tratada la semana que viene en Huelva con todos los consejos andaluces. Éste también avisó de que convocará un pleno de hermanos mayores de todas las hermandades para informar sobre el proceso y que, según decidan, suscribirán un pacto con el Ayuntamiento.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...