El Gobierno promete ante un crucifijo

Se convierte así en el quinto jefe del Ejecutivo de la Democracia

El líder del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, ha prometido hoy ante el Rey el cargo de presidente del Gobierno, con lo que se convierte en el quinto jefe del Ejecutivo de la Democracia, en presencia, además, de la Reina y del ex presidente del Gobierno José María Aznar.

Los ministros de Zapatero prometen sus cargos ante el Rey y recogen sus carteras José Bono, único que eligió la fórmula del juramento, ha pospuesto para hoy el relevo de manos de su predecesor

   España ya tiene nuevo Gobierno al completo. Los ministros del Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero -ocho mujeres y ocho hombres- prometieron ayer sus cargos ante los Reyes con la única excepción del titular de Defensa José Bono, que eligió la fórmula de la jura. Tras recibir la enhorabuena de los monarcas, los ministros se dirigieron a sus despachos para recoger sus carteras.

   A las nueve de la mañana entraron en la Sala de Audiencias del Palacio de la Zarzuela los componentes del Consejo de Ministros con la primera vicepresidenta de la democracia española al frente, María Teresa Fernández de la Vega. A su izquierda se situaron los testigos: Rodríguez Zapatero, los presidentes del Congreso y el Senado, Manuel Marín y Javier Rojo, y los del Tribunal Constitucional y Supremo, Manuel Jiménez de Parga y José Francisco Hernando, respectivamente. Después entraron los Reyes que se colocaron junto al nuevo jefe del Ejecutivo.

Un gran crucifijo
Los ministros prometieron su cargo uno a uno ante un ejemplar de la Constitución firmado en 1978. Junto a la Carta Magna, un gran crucifijo y una edición de la Biblia del siglo XVIII que perteneció a Carlos IV. El primero fue el ministro de Justicia, para poder actuar a continuación como Notario Mayor del Reino y dar fe del acto. Tras comprobar que había apagado bien su móvil, Juan Fernando López Aguilar declaró: «Prometo cumplir con las obligaciones de ministro de Justicia, con lealtad al Rey, y guardar y hacer guardar la Constitución como norma fundamental del Estado, así como mantener el secreto de las deliberaciones del Consejo de Ministros». José Bono fue la nota discordante al jurar su cargo en lugar de prometerlo.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...