El Gobierno egipcio suspenderá a los imanes que inciten contra el Ejército y las instituciones

La Fiscalía ordenó este lunes la detención preventiva por quince días del depuesto presidente Mohamed Mursi

El Gobierno egipcio anunció este lunes que suspenderá inmediatamente de sus funciones a cualquier imán que utilice las mezquitas para incitar contra el Ejército, la Policía o las instituciones del Estado.

En un breve comunicado, el Ministerio del Auqaf (Asuntos Religiosos) subrayó que en las mezquitas y en los sermones de los clérigos tienen cabida "la misericordia y el perdón, y no la violencia y el terrorismo". Esta medida pretende evitar que los imanes afines a los Hermanos Musulmanes continúen en sus puestos y alienten durante el rezo a rechazar la represión de las fuerzas de seguridad egipcias de las protestas de los seguidores del depuesto presidente Mohamed Mursi.

En los sermones de los clérigos tienen cabida "la misericordia y el perdón, y no la violencia y el terrorismo" Por su parte, el mufti de Egipto, la máxima autoridad musulmana, Shauqi Alam, condenó la violencia y advirtió al pueblo de que "cualquier conflicto civil solo favorecerá a los enemigos de la patria". "Expresamos nuestra condena total a la violencia y al terrorismo, en todas sus formas, las cuales están categóricamente prohibidas por el islam", aseguró Alam en un discurso televisado. El mufti pidió a los egipcios que protejan las instituciones del Estado y consideró que la posesión de armas en las protestas no está permitida por la religión. El líder religioso instó a los servicios de seguridad a que apliquen la ley y trasladen a quienes no la respetan a los tribunales.

Egipto está sumido en una ola de violencia que ha dejado cerca de 900 muertos desde el pasado miércoles, cuando la policía desalojó dos acampadas en El Cairo de manifestantes islamistas que reclaman el regreso al poder de Mursi.

15 días de arresto preventivo para Mursi

La Fiscalía egipcia ordenó este lunes la detención preventiva por quince días del depuesto presidente Mohamed Mursi en un nuevo caso, por el que se le implica en los disturbios ocurridos en diciembre pasado frente al palacio presidencial.

Según la agencia oficial Mena, Mursi está acusado de participar en el asesinato, detención y tortura de ciudadanos, y en la difusión de informaciones falsas para influir en la investigación judicial sobre dichos sucesos, entre otros cargos.

Esta medida cautelar entrará en vigo cuando acabe el periodo de prisión preventiva que cumple ahora el depuesto presidente por colaborar con el movimiento islamista palestino Hamás para perpetrar "acciones enemigas contra el país" y por el asesinato y secuestro de policías y reos durante el asalto a una cárcel.

mani islamista Egipto 2013

El Gobierno no permitirá que los imanes ataquen las instituciones estatales. -REUTERS

Archivos de imagen relacionados

  • mani islamista Egipto 2013
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...