Capellanes militares de todo el mundo impulsan su estatuto internacional

Más de un centenear de capellanes castrenses católicos, musulmanes, judíos, budistas, ortodoxos y anglicanos de 35 países se reunirán esta semana en Madrid para celebrar su XXI Conferencia Internacional, que tiene lugar anualmente desde hace 20 años en un punto diferente del planeta por iniciativa del servicio religioso del Mando estadounidense de la OTAN.
Este año, la capital española se convertirá en la sede del encuentro en momentos en que el Gobierno ha confirmado que la reforma de la ley de Libertad Religiosa verá la luz «en este período de sesiones parlamentario», según precisó la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, al término del Consejo de Ministros del pasado 15 de enero. Pese a que no se sabe hasta dónde pretende llegar el Gobierno para alcanzar su pretendida neutralidad del Estado, la celebración de esta cita mundial cobra especial interés.
El propio arzobispo castrense, monseñor Juan del Río, ha destacado que, «dentro de la diversidad de religiones y creencias, el papel del capellán castrense es un «plus de humanidad», no sólo para nuestros militares, sino para la sociedad entera, a la que las Fuerzas Armadas debe servir». Sólo en España, más de 113 sacerdotes católicos atienden pastoralmente a cerca de 800.000 fieles dispersos no sólo dentro de la fronteras de nuestro país, sino también en numerosas misiones en el extranjero. Los frutos de la buena labor que realiza la Iglesia dentro de las Fuerzas Armadas españolas queda patente también en el considerable número de vocaciones que hay actualmente en el Seminario Castrense. En el curso 2008-2009 había 12 aspirantes, de los cuales nueve habían ingresado en 2008.
Entre las prioridades de este encuentro, que arrancará este lunes en la sede del Centro de Estudios de la Defensa Nacional (Ceseden), bajo el lema «El hecho religioso en las Fuerzas Armadas. Libertad y Diversidad», se encuentra la de impulsar el proyecto del Estatuto internacional del Capellán Castrense, «como una figura a tener en cuenta en la asistencia a las Fuerzas Armadas y en los distintos momentos en que el Ejército se pueda ver implicado», explicó a ABC el delegado episcopal para esta conferencia y vicario del Ejército del Aire, Pablo Panadero.
Entre los ponentes de esta cita mundial, que cuenta con la presidencia de honor de los Príncipes de Asturias, figura el director del CNI, el general Félix Sanz Roldán, quien ofrecerá una conferencia sobre «La presencia del capellán en las Fuerzas Armadas. Visión del militar».
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...