Una nueva vulneración del principio de aconfesionalidad del Estado

Es tiempo electoral. Y se nota. Casi todos los políticos/as  quieren salir en la foto acompañando a la Virgen de Linares. Practicamente nadie quiere quedarse en casa, sobre todo si piensa que el otro va a estar presente en el acto religioso. Puede ser que se noten las ausencias… Se estiman los votos que se ganan con la inercia confesional. Se calculan los votos que proporcionaría la coherencia ideológica. Se hacen las cuentas y, al final, éste es el resultado: Las instituciones y partidos postrados a los pies del clero, saltándose la Constitución y la doctrina  del Tribunal Constitucional que establece que el Estado no puede confundirse con las creencias particulares. 

Ayer, la flor y nata de las instituciones (¡qué trabajo cuesta decir “nuestras”!) se reunieron en una especie de mitin-misa: La ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, Rosa Aguilar (la super-mutante ideológica), otros representantes de la Subdelegación del Gobierno, Junta de Andalucía,  gobierno local (Marcelino Ferrero, concejal de Feria y Festejos, y el edil José Joaquín Cuadra), concejales del Consistorio (especialmente del PP y del PSOE), con candidatos de ambos partidos en los próximos comicios municipales,  una Delegación de Defensa y otra de la Audiencia Provincial.

Córdoba Laica propuso a los diferentes partidos políticos que concurren a estas elecciones un compromiso con la aconfesionalidad del Estado, en el que estos actos no tienen cabida. Se trata de un documento con varias medidas de carácter local, autonómico y estatal. Sólo Ecolo ha respondido a nuestra llamada. Mientras tanto, partidos a los que se les llena la boca de laicismo a nivel estatal o en otras provincias nos regalan actuaciones como la de ayer en el Santuario de Linares.

Todos ellos recibirán INDULGENCIA  PLENARIA, como explica el Diario Córdoba, en una información complementaria. Claro, que para obtenerla,  el fiel debe de arrepentirse de los pecados, realizar la acción requerida para dicha indulgencia y además hacer una confesión sacramental, posteriormente recibir la sagrada comunión y rezar por las intenciones del Papa.

No sé si la indulgencia papal la van a obtener. Desde luego, lo que no va a conseguir estos políticos sometidos a la autoridad eclesiástica,  es la indulgencia de los que defendemos la Libertad de Conciencia y la aconfesionalidad del Estado.


Coronan a la Virgen de Linares, primera devoción histórica local

El Vaticano reconoce la tradición y el peso popular de la imagen en un acto presidido por el obispo. Autoridades de las distintas instituciones, con la ministra Aguilar a la cabeza, respaldan el tributo

La Iglesia, con el Vaticano a la cabeza, administraciones e instituciones y el mundo cofrade en general rindieron ayer tributo a la Historia de la ciudad encarnada en la primera devoción cristiana de la Córdoba tras la etapa islámica: la Purísima Inmaculada Concepción de Linares, talla que la tradición afirma que trajo el propio Fernando III en la toma de la ciudad y que está estrechamente ligada a instituciones y periodos de Córdoba a lo largo de casi ocho siglos, especialmente al Ejército y al arma de Infantería desde el siglo XVI.

El reconocimiento se materializó en la misa de coronación pontificia de la venerada imagen, traída días antes desde el santuario de Linares, en donde, desde hace un siglo es el centro de la popular romería y acapara la simpatía popular del mundo peñístico.

La misa estuvo presidida por el obispo de la diócesis, Demetrio Fernández, que recordó la estrecha relación de devoción con la historia de la ciudad, los cordobeses y el propio templo catedralicio, rogó para que la advocación mariana siguieran siendo protectora de los cordobeses e intercediera por el progreso de Córdoba y la eliminación de lacras como el desempleo.

El obispo hizo estas consideraciones ante una nutrida representación de instituciones y administraciones, encabezada por la ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, Rosa Aguilar. La también ex alcaldesa de Córdoba acaparó la atención de buena parte de los presentes desde que llegara a la catedral acompañada del candidato número 3 de la lista del PSOE y ex presidente de la Agrupación de Cofradías, Francisco Alcalde.

Entre los asistentes también se encontraron entre otros los principales cargos o representantes en su lugar de la Subdelegación del Gobierno, Junta de Andalucía, el gobierno local (Marcelino Ferrero, concejal de Feria y Festejos, y el edil José Joaquín Cuadra), concejales del Consistorio (especialmente del PP y del PSOE, junto con candidatos de ambos partidos en los próximos comicios municipales), Delegación de Defensa, Real Academia, Orden de San Fernando, Audiencia Provincial, Federación de Peñas y del resto de las cofradías cordobesas.

El acto tuvo momentos de especial intensidad, como el agradecimiento que hizo al final de la misa el hermano mayor de Linares, Enrique Moreno; la primera lectura que fue encargada como reconocimiento al pregonero de la coronación, Antonio Rodríguez Carretero, o las intervenciones de la Coral de Santa Cecilia, de Puente Genil. Entre las anécdotas, cabe citar que el subdelegado del Gobierno, Jesús María Ruiz, alternó su presencia a título particular (ya que desde hace décadas es uno de los componentes de la coral) con, al final de la misa, la función de representación que le imponía su cargo.

ROMERIA MUY ESPECIAL La coronación pontificia tendrá un especial epílogo la jornada de hoy, donde se celebra la romería de Linares y en la que la imagen de la Virgen será llevada al Santuario al frente de los propios romeros. La imagen saldrá de la Mezquita-Catedral a las 8, y recogerá a las carrozas romeras en el Paseo de la Victoria a las 9. Más tarde, la banda del Cristo del Amor despedirá a la imagen, que seguirá camino del santuario, frente a la iglesia de San Antonio de Padua, parroquia de la que depende el venerado santuario mariano, a donde llegará pasadas las 14 horas.

—————————————

El día grande de la Virgen de Linares

El obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, oficia la Coronación Pontificia de la imagen mariana con la que hace VIII siglos el rey Fernando III entró en la ciudad y con la que se produjo la conquista cristiana

El cielo azul y el espléndido sol con el que amaneció ayer la capital cordobesa anunciaba que iba a ser un día grande. Y así fue. Todo se desarrolló a la perfección para que la Hermandad de la Virgen de Linares celebrara la Coronación Pontificia de su imagen mariana en la Catedral en una misa oficiada por el obispo de Córdoba, Demetrio Fernández.

Cientos de fieles miraban con fervor y devoción a la Virgen situada junto al altar mayor, rodeada por varios ramos de rosas blancas. A este emotivo y esperado acto acudieron distintas personalidades como la ministra de Medio Ambiente, Rosa Aguilar; el presidente de la Agrupación de Cofradías, Juan Villalba; o el hermano mayor de la Hermandad de la Virgen de Linares, Enrique Moreno.

En cada uno de los rincones de la Mezquita-Catedral se palpaba la importancia de este acto, tan esperado por la hermandad desde hace varios años. Tal y como detalló el obispo en su homilía, hace un año, a su llegada a la ciudad, los cofrades le comunicaron el deseo de coronar a su Virgen. Finalmente, en enero de este año el obispo comunicó a la Hermandad de la Virgen de Linares que su titular iba a ser coronada el 14 de mayo, tras la aprobación del Papa Benedicto XVI.

La imagen mariana tiene un gran significado para la historia de Córdoba. Por ello es adorada por cientos y cientos de sus habitantes. El prelado aseguró que hace ocho siglos el rey Fernando III entró a la ciudad con la imagen de la Virgen de Linares "y gracias a ella consiguió conquistarla en son de paz". Desde entonces, permanece durante la mayor parte del año en su Santuario de la Sierra "desde donde protege a la capital cordobesa".

Siglos de adoración mariana que ayer se concentraron en un solo acto, el de su Coronación. Desde comienzo de mes, los hermanos de la cofradía han trabajado a contrarreloj para que no fallase ni el más mínimo detalle en la celebración del día grande de su Virgen. El día 7 la hermandad trasladó a la Virgen de Linares desde su santuario en la Sierra hasta la iglesia del Zumbacón en la que permaneció hasta el día 10. Su siguiente parada fue la parroquia de San Lorenzo donde los fieles pudieron adorarla durante un par de días. Finalmente, el 12 de mayo llegó a la Catedral donde la imagen ha esperado la llegada del gran día.

Será mañana cuando la imagen mariana vuelva a su atalaya de la Sierra acompañada por todos sus romeros montados en carrozas. A las 08:00 la procesión de alabanza partirá desde la Mezquita-Catedral de regreso al Santuario. Como cada año, aunque este año con un sentimiento especial, la peregrinación dejará una de las estampas típicas del mes de mayo. Durante todo el trayecto, los romeros dedicarán a su Virgen los cantes más típicos de la tierra al son de las palmas y miles de piropos.

Archivos de imagen relacionados

  • virgen Linares
  • virgen Linares2
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...