Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Sectas

El día 18 se cumplían treinta años de una tragedia que impactó al mundo y, por primera vez, hacía consciente a la humanidad del terrible poder que puede alcanzar una secta destructiva. El reverendo James Jhons de la iglesia "Templo del pueblo" había inducido a casi mil personas a un suicidio colectivo en Jonestown (Guyana).
 

Les hizo suicidarse al sentirse amenazado por las investigaciones policiales que sufría la comunidad a raíz de las muchas denuncias sobre pederastia, secuestro psicológico, apropiaciones indebidas, malversación de fondos, etc.. El espeluznante narcisismo de este líder sectario le indujo a llevarse con él a la muerte a sus adeptos, a los que tenía sometidos a un verdadero secuestro vital "voluntario". Éste es sólo un ejemplo conocido por su relevancia e impacto a nivel mundial, pero se trata solamente de "la punta" de un inmenso iceberg que impregna muchos ámbitos y espacios familiares, sociales e, incluso, políticos en todo el mundo. Y, a pesar de ello, existe una desinformación intolerable y un muro infranqueable en las instituciones ante este asunto que ya el Parlamento Europeo en 1984, en el informe Cottrell, calificó de grave problema de salud pública.

Secta destructiva o grupo totalitario es toda aquella organización que utiliza técnicas de manipulación de la mente y la personalidad (lavado de cerebro) y que desestructuran o dañan la personalidad de los adeptos para conseguir sus fines, dinero y poder. A la pregunta: ¿cómo es posible que haya personas que se dejen manipular por otros hasta esos extremos que nos pueden parecer a simple vista inentendibles? La respuesta es muy simple; existen esas técnicas de manipulación, también llamadas coercitivas, que pueden reprogramar la voluntad, las creencias y los esquemas mentales de los seres humanos en poco tiempo y de manera contundente, y no sólo a nivel individual, también a nivel social y colectivo (a las dictaduras y a grupos terroristas me remito); no se trata de nada esotérico ni extraño, son técnicas muy simples – como aislamiento social, continuas charlas de adoctrinamiento, supresión de fuentes de información ajenas al grupo, presión emocional, etc.- que, empleadas de manera simultánea y con continuidad, pueden transformar las creencias y la voluntad de los individuos e, incluso, acabar con su libertad. De hecho, tras la mayor parte de los fanatismos, tras el terrorismo, tras los integrismos religiosos existen muchas veces el empleo sistemático de este tipo de miserables estrategias.

El mito de que "en las sectas entran solo los débiles", es eso, sólo un mito; cualquiera que no esté bien informado y no tenga los recursos suficientes de libertad intelectual y/o emocional puede caer en las garras de estos grupos inescrupulosos en un momento determinado. Y, lo que es peor, cuando se empieza a adoctrinar y a manipular desde la infancia, gran parte del trabajo lo tienen hecho a priori. De ahí la importancia de educar a los niños en el librepensamiento y lejos de cualquier adoctrinamiento sectario o irracional.

Existen muchas organizaciones de este tipo y disfrazadas de cualquier cosa; desde religiones, organizaciones de "búsqueda espiritual", grupos supuestamente terapéuticos, de autoayuda, de tratamiento de drogodependientes, ONGS, organizaciones supuestamente empresariales, grupos de venta piramidal etc.etc. Independientemente de la máscara que muestren externamente, todas ellas se presentan con una fachada "salvadora" y humanitaria. Algunas son recientes y de escasa relevancia, otras son muy antiguas, ostentan,"in nomine dei", inmensas cotas de poder en el mundo, y tienen tentáculos en todos los ámbitos fácticos, políticos, jurídicos, financieros, sociales y empresariales; su mayor enemigo es la información, por lo que bloquean cualquier intento de difusión pública de estos temas; éste es el motivo de que pocos gobiernos tomen medidas efectivas de prevención e información a la población del peligro que suponen las sectas destructivas.

En España, pese a que el Art.515 del Código Penal tipifica la manipulación de la personalidad como delito, a nivel efectivo estas prácticas se llevan a cabo por numerosos grupos de manera indiscriminada y sin ningún tipo de control jurídico ni policial.

El periodista y psicólogo Pepe Rodríguez es uno de los pocos profesionales especialista en esta materia en España. Su obra avala un intenso trabajo de investigación y de difusión de los peligros de las sectas, y es muy recomendable para aquéllos que estén interesados en profundizar en este tema tabú, estigmatizado habitualmente por importantes sectores del poder, y muy presente en nuestras vidas, aunque no nos demos cuenta. Su libro "Adicción a sectas" es un referente para todos aquellos que busquen ayuda o información ante este problema..

La capacidad de crítica o de análisis, la racionalidad y la búsqueda de información basada en la realidad son las armas, no solo para defendernos de la manipulación ajena y de la amenaza de estos grupos, sino para sostener la única libertad que de verdad nos hace libres: el librepensamiento y la libertad profunda; porque la peor de las esclavitudes no es la física, sino la intelectual. Parafraseando a Goethe, nadie es más esclavo que el que se cree libre sin serlo.

Por mi parte, cada vez que me "venden" algo como sublime, como la "salvación" o el único camino, cada vez que me incitan a creer algo sin poder plantear cuestionamientos, o me inducen a postular el mundo desde la óptica inflexible de lo bueno /lo malo, o me intentan hacer ver que hay cosas que tengo que creer "porque sí" o "porque muchos las creen" sin dejarme investigar racionalmente sobre lo que me cuentan, huyo como de la peste porque intuyo que, detrás de ese escaparate atractivo y salvífico, existe un grupo totalitario, o secta destructiva, que es lo mismo. Porque, como dijo Aristóteles, "la única verdad es solo una: la realidad". Y las sectas manipulan con mentiras.

Coral Bravo es Doctora en filología y miembro de Europa Laica

Total
0
Shares
Artículos relacionados
Leer más

Negar la realidad

Que en la tercera semana del año 2021 todavía existan personas que nieguen la existencia del coronavirus es algo que…
Total
0
Share