Corte Constitucional de Colombia prohíbe destinar recursos públicos para financiar Semana ‘Santa’

La Corte Constitucional declaró inconstitucional un artículo que establecía que el municipio de Pamplona (Norte de Santander) podía destinar dinero de los contribuyentes a financiar la semana ‘santa’ católica:

La Corte resolvió una demanda contra la ley 1645 del 2013 que le dio a la Semana Santa en Pamplona y a sus procesiones la categoría de bien inmaterial cultural, por lo que destinó una serie de medidas para promoverla.

Tras una votación 5-4, la Corte decidió tumbar el artículo número 9 de esa ley que permitió que la alcaldía municipal de Pamplona destinara parte de su presupuesto para las tradicionales procesiones.

[…]

Según el alto tribunal ese artículo va en contra de la Carta del 91 porque «viola el principio de neutralidad de la Constitución», aseguró el alto tribunal. Esto, teniendo en cuenta que Colombia es un estado laico en donde está permitida la libertad de culto, lo que se debería ver reflejado en la designación de recursos públicos.

Esta es una buena noticia, es un gran logro — por n-ésima vez, la Corte defiende el laicismo ante los abusos del Legislativo. (Por cierto, el artículo declarado inexequible es el 8°, y no el 9°, como afirma la nota.)

Sin embargo, hay algo de la noticia que me pone alerta: es muy preocupante que cuatro magistrados de nueve todavía no entiendan que el Estado debe estar separado de las iglesias, más aún cuando esa ha sido la línea jurisprudencial de la Corte.

Supongo que los votos en contra fueron de los cavernarios típicos de Pretelt, Rojas yGonzález; no me atrevo a adivinar quién fue el cuarto. Tocará esperar a que la sentencia esté disponible.


No, la semana ‘santa’ de Tunja no peligra

La semana pasada, la Corte Constitucional prohibió destinar recursos públicos a la celebración de la semana ‘santa’ católica en Pamplona. (De hecho no lo prohibió, sino que reiteró que es inconstitucional.)

El fin de semana, El Tiempo publicó una nota sobre una demanda similar para impedir que se desperdicien recursos públicos en Tunja por el mismo concepto de la semana ‘santa’. Pero hubo un problema:

Probablemente al genio del periodista (o al editor de Justicia) le pareció que era buena idea renunciar al principio de objetividad que rige en el oficio y prefirió caldear los ánimosdiciendo que la semana ‘santa’ católica en Tunja estaba en peligro. Es mentira. Jamás lo ha estado.

Colombia es un Estado laico y eso significa que no se pueden destinar recursos públicos para financiar ninguna actividad religiosa, peeeeero… los católicos que quieran celebrar esa fechapueden hacerlo con su propio dinero (y para eso pertenecen a una Iglesia descaradamente rica).

Así hacen los hindúes, hare krishna, budistas, satánicos, jainistas y sikhs en el país: pagan de su bolsillo por sus rituales — y a nadie con dos dedos de frente se le ocurriría decir que sus celebraciones están amenazadas. Pues no, porque lo que verdaderamente está amenazado en este momento es el laicismo, cuando se destinan partidas presupuestales para patrocinar una superstición.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...