Un colectivo cristiano pide «fórmulas democráticas y participativas» en la elección de obispos

Kristau Sarea hace esta reivindicación coincidiendo con el nombramiento oficial del obispo auxiliar de Bilbao, Mario Iceta

El colectivo cristiano de Vizcaya Kristau Sarea ha pedido a la Iglesia que "adopte fórmulas democráticas y participativas" en la elección de los obispos, según ha informado el portavoz de la asociación, Javier Calle. Kristau Sarea asegura que la forma de designación de los obispos es "oscura, endogámica y alejada del consenso eclesial" y ha explicado que "en la Iglesia de Vizcaya y en la Iglesia en general se está pasando de la corresponsabilidad compartida a un aparcamiento de todo lo que no sea clerical o jerárquico".
La asociación cristiana celebró el pasado viernes junto a la iglesia de San Vicente Mártir de Bilbao un acto reivindicativo en el que se colocó una urna para representar la votación de un obispo. Este acto se llevó a cabo un día antes del nombramiento oficial del nuevo obispo auxiliar de Bilbao, el sacerdote Mario Iceta. Iceta se convirtió en obispo auxiliar de Bilbao el pasado mes de febrero, en contra de los deseos de muchos clérigos vascos porque sigue el rumbo marcado por el Vaticano en pro de una Iglesia vasca alejada de las corrientes nacionalistas manteniendo, al mismo tiempo, una postura firmemente conservadora afín a la línea de Benedicto XVI y del cardenal de Madrid y presidente de la Conferencia Episcopal, Antonio María Rouco Varela.

Apoyado por Blázquez
Mario Iceta llegó al País Vasco desde Córdoba acompañado de críticas tanto de los sectores nacionalistas como progresistas de la Iglesia vasca. No obstante, contó con el apoyo de Ricardo Blázquez, obispo de Bilbao cuyo propio nombramiento también fue mal recibido en su día tanto por la Iglesia vasca como por el PNV, que parecieron presentir que su alianza a través del nacionalismo estaba siendo amenazada.

“Muchas actitudes de la Iglesia provocan desasosiego”
Kristau Sarea Bizkaia-Red Cristiana se autodefine como un foro que quiere avanzar hacia una Iglesia abierta y participativa ya que “muchas de las actitudes, actuaciones y posicionamientos de gran parte de la jerarquía eclesiástica nos producen desasosiego y chocan con nuestra conciencia cristiana”. Esta asociación pretende “contribuir a la comunión eclesial, que es fruto del Espíritu y no significa pensamiento único ni sumisión a doctrinas y normas, sino querernos siendo diversos, buscando el consenso a través del diálogo, recogiendo y asumiendo el sentir de nuestras comunidades”. Kristau Sarea considera que “necesitamos cambios de gran calado que reformen en profundidad nuestra Iglesia, no simples remodelaciones organizativas. Necesitamos odres nuevos para un vino nuevo. Y no visualizamos esos odres nuevos ni en las declaraciones de la Conferencia Episcopal Española, ni en la composición, dinámica, temática y dirección del sínodo de obispos en Roma. Percibimos que hay miedo a abrir las ventanas, miedo a reconocer la realidad plural de nuestra Iglesia, miedo a la pérdida de poder”.
Los candidatos
Durante el acto reivindicativo celebrado el viernes se colocó una urna electoral y se podía escoger entre las candidaturas de Don Ultra, Don Melifluo y Doña Fraternidad. Cada uno de los candidatos cuenta con su programa electoral:

Don Ultra
-El papel natural de la mujer es cuidar de su casa y sus hijos.
-La iglesia es y será jerárquica y punto.
-La pobreza y la riqueza se la gana cada uno.
-La inmigración es un problema para la tradición católica española.

Don Melifluo
-Hay que recuperar el importante papel de madre y esposa de la mujer.
-En el seno de la Iglesia no hay problemas, todo esta bien, el problema está en los demás.
-La pobreza y la riqueza no es problema de la iglesia.
– Sobre la inmigración no tengo opinión.

Doña Fraternidad
-“Dichosos los que eligen ser pobres y viven perseguidos por su fidelidad al Evangelio, porque esos tienen a Dios por Rey”.
– “Donde están dos o tres reunidos en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos”
-“Todos los creyentes vivían unidos y tenían todo en común”
-Una Iglesia plural y democrática, en la que todos contemos.

Representantes de la Iglesia
Don Ultra, Don Melifluo y Doña Fraternidad pretenden representar según la asociación cristiana las diferentes actitudes que se observan dentro de la Iglesia respecto a factores como la solidaridad con los más pobres, la sexualidad y la democracia interna en la Iglesia.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...