Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Leve aumento de residentes laicos en Jerusalem

Después de quince años consecutivos de disminución de la matrícula en las escuelas públicas laicas de la capital del Estadio judío, este año 109 niños no religiosos fueron inscriptos en las escuelas primarias seculares de la ciudad

El cambio es insignificante en una ciudad del tamaño de Jerusalén, pero la gente secular espera que se trate de una reversión en la tendencia demográfica religiosa. “Tenemos que seguir evaluando, pero esto definitivamente indica un aumento en el número de parejas jóvenes con hijos seculares de Jerusalén” dijo la Dra. Maya Hoshen, jefa del equipo de investigación en el Instituto Jerusalén para Estudios de Israel, quien compiló las cifras.

Las razones por las que la gente secular permanece en Jerusalén o se muda a esta ciudad rara vez tienen que ver con el trabajo, la educación o la proximidad a la familia. Algunos lo expresan simplemente en términos de “amor” por la ciudad o por sus ideas sionistas.

Shem y Shemi Gal son una pareja secular, ambos en la treintena y padres de un niño de tres años de edad, que vive en Jerusalén. Shem, profesor de filosofía y empleado en un centro de testing, comparó: “Las personas que se trasladan a Modi'in se encuentran en un lugar donde todos son iguales y es terriblemente aburrido. Lo bello en Jerusalén es su complejidad, su mosaico”.

Gadi Orbach, padre de tres hijos, vive con su esposa en el barrio Katamonim y opina lo mismo: “Hemos salido de Jerusalén hace nueve años y vivimos en Modi'in durante dos años, pero no encontramos lo que estábamos buscando”. Orbach, nacido en Jerusalén, dice que al salir de la ciudad se pierde “su aire, su atmósfera”.

También dice que el sistema educativo de Jerusalén es mejor que el de Modi'in: “También sentimos que si falta algo, podemos crearlo”. De hecho, los Orbach son parte de un grupo que ha fundado una escuela ortodoxa nueva en Katamonim.

Tali y Yaron Lipschitz también rompieron la tendencia y se mudaron de Modi'in a Jerusalén.

Tali dice que a pesar de haber tenido ventajas en Modi'in, como un apartamento más grande y mucha juventud, se perdió “todo lo interesante de Jerusalén”.

Ninguno de los entrevistados mencionó el aumento de la presencia de los ultra-ortodoxos en la ciudad como un problema, y mencionan que el éxodo de laicos se debe más a razones económicas o profesionales. Los Lipschitz viven en la calle Palmaj, que se ha convertido en ortodoxa, aunque no en ultra-ortodoxa.

“El sábado saludamos diciendo “shabat shalom” a los vecinos, entramos en el coche y salimos. No es un problema, y nos sentimos un poco especiales”, dijo Tali.

En el año 2001, 13.886 niños fueron inscritos en escuelas públicas laicas de la capital, pero la migración hacia fuera de la ciudad redujo esa cifra a 11.024 el año pasado. Ahora, sorprendentemente, el número es de 11.133.

El número de niños ortodoxos – pero no ultra-ortodoxos – en el sistema escolar de Jerusalén ha ido en aumento desde hace varios años.

Las cifras parecen contradecir, aunque sólo sea ligeramente, la imagen de Jerusalén como cada vez más ultra-ortodoxa.

Todavía existe la migración de la ciudad, unas 7.500 personas salieron en el 2011. Sin embargo, una comparación de esos datos con las estadísticas de matriculación en la escuela muestran que la mayoría de los que abandonan la ciudad son jóvenes ultraortodoxos que se dirigen a Modi'in Ilit, Beitar Ilit y Elad.

Una de las razones para este atisbo de un cambio secular en Jerusalén podría ser el regreso de un alcalde laico, Nir Barkat, a la Municipalidad en los últimos tres años y medio. Otro elemento que anima a los residentes seculares a quedarse es la proliferación de organizaciones sociales seculares en los últimos años, Awakening, New Spirit y el Centro de Jerusalén para adultos jóvenes, por ejemplo.

Otra nueva tendencia es la reunión entre familias ortodoxas, seculares y modernas unirse en la vida comunitaria en barrios como Katamonim y Baka, que se han convertido en imanes para las familias seculares.

Una lista de acrónimos y términos hebreos han desarrollado para describir los matices infinitos de la observancia religiosa así: datlash – anteriormente religioso; datlap -a veces religioso, etc.
El rabino Uri Ayalon, un rabino conservador, se ha convertido en un líder de la comunidad secular de la capital a través de su organización “Yerushalmim”.

Ayalon cita otra razón para la mini-tendencia secular en la capital: el colapso del mercado de la vivienda en los Estados Unidos, dice, ha detenido la venta de propiedades en Jerusalén para judíos de América, mientras que los precios de compra y alquiler han dejado de subir.

Ayalon dice que el repunte el año pasado en el número de niños seculares en el sistema escolar no le sorprende. “No hay duda de que la población secular está comenzando a levantar cabeza. Se sienten menos oprimidos. Es el momento en que sienten que pueden estar aquí porque quieren, y no porque no tengan otra opción.”

Total
0
Shares
Artículos relacionados
Valverde, en la romería de la Virgen de las Nieves - Foto: LT
Leer más

Autoridades públicas en actos religiosos

De España: De otros países:
Total
0
Share