Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

La izquierda pide la destitución de Sanz Montes por su discurso «inmoral» y «reprobable»

IU y Podemos instan al Vaticano a actuar ante su «ataque a las mujeres y los más vulnerables», y Delia Losa, delegada del Gobierno, le afea que «utilice un púlpito para hacer declaraciones políticas».

Los partidos de la izquierda en la Junta reventaron de indignación ayer ante las palabras del arzobispo. Si el secretario general de Podemos, Daniel Ripa, indicó que «parecería que se le ha metido dentro el espíritu de Santiago Abascal, porque Sanz Montes lleva los últimos años aprovechando la plataforma que le da la Iglesia para influir y acosar políticamente con las ideas más reaccionarias, las que van más contra los derechos de las mujeres», el coordinador de IU, Alejandro Suárez, anotó que «es inmoral que haga comparaciones siempre odiosas, pero ya que habla de la protección de la infancia hubiera estado bien tanta diligencia y cuidado por parte de la Iglesia a la que representa en los casos horribles que han salido durante los últimos años de pederastia en su propio seno».

Ambos, Ripa y Suárez, reclamaron al «Vaticano tome medidas ante su enésima salida del tiesto, ante la barbaridad de plantear la equivalencia entre suprimir las corridas de toros y la menor protección al aborto» el primero y al Papa el segundo que «lo destituya, haría bien», puesto que «el respeto al Estado que demuestra el arzobispo es la del nuevo gobierno talibán o iraní: la teocracia violenta, en su misma cosmovisión medieval. Como cristiano, me repugna. Dirigentes así en la Iglesia de hoy en día no deberían tener cabida».

También coincidieron IU y Podemos en criticar a Adrián Barbón, porque con su presencia en la misa del arzobispo en Covadonga «le da rango, avalando cada año unos postulados que se alejan del Evangelio y de la caridad cristiana», expresó Ripa. Suárez recordó que «hace un año ya vivimos una situación similar», si bien «en aquellos momentos Barbón no fue responsable. En estos momentos, y con la experiencia anterior, la responsabilidad de este desatinos es del presidente de Asturias, que debería empezar a dejarse de covadonguismos»

También criticó a Sanz Montes la delegada del Gobierno en Asturias, Delia Losa, que ve «reprobable que utilice un púlpito para hacer declaraciones políticas aprovechándose de una jornada tan importante como el Día de Asturias. Muchos de los asturianos y asturianas que hoy le han escuchado están de acuerdo con esas leyes que él denuncia, y que están aprobadas por el Parlamento español».

Similar fue la opinión de María Luisa Carcedo, diputada en el Congreso y ponente de la ley de eutanasia, adujo que «algunos olvidan que este país es un Estado social y democrático de derecho, que a las personas se las protege con leyes que emanan de las Cortes, que crean y regulan derechos que se hacen efectivos con servicios públicos universales y de calidad y que avanzan en libertades individuales. ¿Por qué no le gusta que las personas tengan derechos y que puedan ejercerlos con libertad y garantías? ¿Por qué se sitúa en posiciones alejadas de la empatía, el respeto por la condición humana y la compasión con quienes sufren?».

PP, VOX y los matices

Por su lado, la presidenta regional del PP, Teresa Mallada, obvió esta polémica y subrayó que «lo relevante es que hizo un análisis certero de la situación económica y laboral de Asturias, alertó sobre las dificultades en las que se encuentra nuestra región y nos pidió a los responsables políticos que nos centráramos en lo que preocupa a los asturianos: sacar a Asturias de la crisis, reactivar nuestra región. Precisamente esa es también la prioridad para el PP, tal y como apunté en el discurso que pronuncié en el pleno institucional».

Más apoyo, si bien con un matiz, recibió Sanz Montes por parte de Ignacio Blanco, portavoz de Vox en Asturias, que anotó que Sanz Montes tiene «mucha razón y sentido común, pero lo uno no quita lo otro, y no defender los toros no va a hacer que se proteja más al niño en gestación o a los mayores. En eso creemos que se equivoca», explicó.

En cambio, Blanco cree que el arzobispo «lleva toda la razón en poner nuevamente el aborto y la eutanasia sobre la mesa. Asturias ya es la provincia donde más abortos se realizan en términos relativos, uno de cada tres niños en gestación es asesinado, y siendo la región más envejecida de España mucho me temo que será la que más mayores asesine». Blanco cree que «debemos, como sociedad, ayudar a las madres mucho más; no se les ayuda y solo se les ofrece el aborto gratuito del que se lucran clínicas privadas financiadas con presupuestos públicos», mientras que «a los mayores no se les ofrecen suficientes cuidados paliativos».

Total
3
Shares
Artículos relacionados
Total
3
Share