IU-ICV-CHA presenta en el Congreso 160 enmiendas a la LOMCE en las que reclama una escuela pública y laica

La Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) ha registrado este miércoles en el Congreso un total de 160 enmiendas parciales al proyecto de Ley para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), entre las que reclama la defensa de una escuela pública y laica, además de una educación en igualdad de condiciones para todos los alumnos.

Precisamente el presidente del Congreso, Jesús Posada, ha decidido este miércoles aplazar previsiblemente y hasta el 7 de agosto la presentación de enmiendas parciales a la LOMCE. No obstante, los grupos parlamentarios tienen la opción de registrarlas antes de que finalice el plazo establecido por la Cámara Baja si así lo consideran oportuno, tal y como ha considerado en este caso la Izquierda Plural.

Para la redacción de estas enmiendas la Izquierda Plural, en coordinación con el área de Educación de IU, abrió hace semanas un proceso de participación ciudadana, especialmente a través de un portal en Internet('http://lomceno.wordpress.com/tusenmiendas/'), para recoger cientos de propuestas, elaboradas en "estrecho contacto" con representantes de toda la comunidad educativa.

ENMIENDAS PARA TODO EL ARTICULADO

Así, la formación de izquierdas detalla que estas enmiendas parciales abarcan la totalidad de su articulado, tanto a la exposición de motivos como a las 93 modificaciones que en el texto se realizan a la vigente Ley Orgánica de Educación (LOE), además de a las disposiciones adicionales y finales que conforman todo el articulado de la contrarreforma educativa que pretende imponer el PP.

"IU se enfrenta así al contenido de un proyecto de ley que ha sido impuesto por el Gobierno del PP, con el nefasto protagonismo personalista del ministro José Ignacio Wert, sin un debate real y sin consenso, dando la espalda claramente a la comunidad educativa", insiste el grupo parlamentario.

En este sentido, su portavoz en el Congreso, Caridad García Álvarez, defiende que con estas enmiendas parciales, de igual forma que ya hiciera la formación en su enmienda de totalidad pidiendo la devolución al Gobierno de la futura normativa, se busca "hasta el último momento corregir los objetivos que busca la contrarreforma de la LOMCE, que son profundamente clasistas y privatizadores".

"No compartimos en absoluto, en coincidencia con lo que demanda la comunidad educativa, el carácter netamente mercantilista de la ley, que supedita la educación a intereses economicistas, suprimiendo materias y contenidos que se estiman poco 'útiles' para el mercado, mientras se sitúa a las empresas como parte primordial del sistema educativo", insiste la parlamentaria.

FALTA DE BASE CIENTÍFICA

En lo concreto, la Izquierda Plural rechaza que buena parte de las enmiendas registradas "denuncian la falta de base científica y pedagógica de la LOMCE, plagada de afirmaciones y medidas que contradicen o tergiversan resultados de investigaciones internacionales con el fin de ajustarse a los principios ideológicos ultraconservadores" que pretende justificar.

Con ello, cita ciertos términos y conceptos "acientíficos" utilizados, "tales como el vocablo 'talento', propio de la terminología bíblica e infrecuente en la literatura pedagógica contemporánea".

Igualmente, la propuesta parlamentaria plantea alternativas a los itinerarios segregadores, "una de las medidas estrella para el PP para eliminar la comprensividad de la educación básica", es decir, la formación común a la que tiene derecho todo el alumnado en las etapas obligatorias.

Otro bloque de enmiendas contrapone la defensa de una escuela pública, democrática y laica, como eje vertebrador del sistema educativo, "frente a la potenciación de los conciertos educativos y el refuerzo del adoctrinamiento que promueve la LOMCE", según apunta IU.

Las modificaciones registradas también se enfrentan a la enseñanza diferenciada por sexos, a" las reválidas como instrumentos de selección y no de mejora", a la supresión de los "cauces democráticos" de participación, a la vuelta a un currículo controlado por el Estado y a una pedagogía "llamada del esfuerzo para esconder la vuelta a 'la letra con sangre entra'".

OPOSICIÓN FRONTAL A LA LEY

De esta manera, la Izquierda Plural dice que traslada su "oposición frontal" a este proyecto de ley del Gobierno que "ha sido ampliamente contestado por todos los sectores del ámbito educativo".

En su opinión, estas 160 enmiendas ponen de manifiesto también que sí "hay Alternativa a la LOMCE" y que ésta pasa por extender y potenciar una educación pública y laica, garantizar el derecho universal a la educación en condiciones de igualdad y contribuir al éxito escolar de todo el alumnado.

En este contexto, la formación explica a su vez que las enmiendas plantean una educación personalizada, integral e inclusiva, para ser desarrollada en igualdad y de una forma democrática que potencie la participación de toda la comunidad educativa. Para ello es imprescindible que se motive al profesorado y que cuente con una financiación pública suficiente", apostilla.

Finalmente, la Izquierda Plural hace mención a las organizaciones y colectivos de la comunidad educativa a los que se ha tenido "muy en cuenta" con sus aportaciones: sindicatos, distintas asociaciones del profesorado de Tecnología y de Filosofía, Europa Laica, Amnistía Internacional, Coordinadora de Sordos de España, asociaciones del profesorado de Música, Consejo General de Colegios Oficiales de Psicólogos o las asociaciones de profesorado de enseñanzas artísticas, entre otros.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...