Investigado un centro religioso cordobés tras los abusos a un discapacitado

La Fiscalía de Córdoba ha solicitado seis años de cárcel por unos presuntos abusos sexuales para un trabajador de la Casa de San Francisco de Asís, un centro para discapacitados de la Congregación de los Hermanos Franciscanos de la Cruz Blanca. El acusado, Ángel C. U. P., fue detenido en Granada el 22 de octubre de 2009 y está en prisión preventiva desde entonces.

La Fiscalía de Córdoba ha solicitado seis años de cárcel por unos presuntos abusos sexuales para un trabajador de la Casa de San Francisco de Asís. Este centro para discapacitados de la Congregación de los Hermanos Franciscanos de la Cruz Blanca, es muy conocido en Córdoba por su labor asistencial.

La Reina iba a visitar el centro
Hasta que punto su fama escapa a la frontera de la provincia, lo explica el hecho de que estaba prevista una visita de la Reina para conocer de cerca sus actividades. Inesperadamente, esta visita oficial de Doña Sofía prevista para el 9 de octubre de 2009, se suspendió. 13 días mas tarde, el acusado, Ángel C.U.P, fue detenido en Granada. Desde ese momento el acusado se encuentra en prisión preventiva.

Un anónimo avisó a Subdelegación
Ahora se ha conocido que dos días antes de esta visita oficial, un anónimo enviado a la Subdelegación cordobesa del Gobierno, avisó de estos presuntos casos de abusos sexuales. La Subdelegación trasladó el escrito a la policía y a la Fiscalía, que iniciaron una investigación que terminó con la detención del sospechoso.

Relaciones sexuales en al menos tres ocasiones
Según el escrito del fiscal, esta persona -"actuando como trabajador colaborador y aspirante a postulante" de esta congregación- mantuvo relaciones sexuales en al menos tres ocasiones con uno de los internos, un joven que padece "una minusvalía del 86% por retraso mental grave". Los presuntos abusos tuvieron lugar en las duchas junto al dormitorio en agosto de 2009, según el diarioEl País en su edición andaluza.

Tres delitos de abusos sexuales
El fiscal considera al acusado responsable de tres delitos de abusos sexuales. Y solicita una indemnización de 3.000 euros, que debería pagar el autor o "en su defecto" la congregación religiosa por ser considerada la responsable civil directa. Curiosamente, la congregación ya ha pagado, aunque ni el juicio se ha celebrado ni las partes han acordado. Además la propia Iglesia no se ha limitado a entregar los 3.000 euros que exige la fiscalía, sino los 5.000 que ha reclamado la acusación particular por los daños morales ocasionados. La familia, además, pide que la pena de cárcel se eleve hasta los nueve años.

Más supuestos abusos
El periódico de Prisa continua desvelando datos tales como que tras conocerse este caso, han surgido más anónimos esclareciendo otros supuestos abusos cometidos por miembros del centro. Recientemente, un juez de Córdoba abrió otra investigación, sin detenciones por ahora. Varios trabajadores de este centro han declarado ya. Ante lo sucedido, tres familias han apartado del centro a sus allegados y han criticado que no se haya informado del hecho.

Preocupación en el Obispado e investigaciones
El caso también inquieta al Obispado. La Iglesia está investigando e interrogando a algunos colaboradores de la Congregación. La plantilla del centro es de 40 trabajadores. De ellos tres son frailes, atendiendo en un centro de día y una residencia a unos 50 pacientes, todos con minusvalías psíquicas.

Centro muy reconocido
Todo esta lamentable situación ha causado sorpresa, al mismo tiempo que indignación en la sociedad cordobesa, ya que la Cruz Blanca es una institución muy reconocida. El Hermano Manolo, como se conoce popularmente a su director, es una figura pública y prestigiada en Córdoba por su dilatada labor asistencial a enfermos y discapacitados desde hace 30 años.

Red de la Congregación en Marruecos
La Congregación de los Hermanos Franciscanos de la Cruz Blanca, tiene su sede central en Dos Hermanas. Tiene casas de este tipo en varias provincias de España y en Marruecos, concretamente en Tánger y Alhucemas.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...