Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Erdogan culpa a los sectores laicos de la crisis institucional deTurquía

El primer ministro acusa al principal partido opositor del enfrentamiento entre el Parlamento y los jueces El apoyo del Constitucional a la prohibición de usar el velo en las universidades abre otra confrontación

El primer ministro de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, arremetió ayer contra el principal partido de la oposición, el laico y nacionalista Partido Republicano del Pueblo (PRP), y contra el Tribunal Constitucional, como los causantes de la crisis institucional generada después de que la justicia anulara las enmiendas que permitían el uso del velo en la universidad. Oposición y judicatura recibieron por igual. El partido laico, por recurrir las enmiendas constitucionales y los magistrados por asumir las tesis del recurso y volver a cerrar la universidad al velo.
"El culpable de lo que está pasando es el PRP, que enfrenta a los poderes judicial y legislativo", afirmó Erdogan en su primera aparición pública tras la sentencia. El primer ministro denunció que "la política del miedo" del PRP está dañando a Turquía "y al final quien paga el precio es la nación". Además, Erdogan exigió a los jueces una explicación de su decisión y les recriminó haber invadido las competencias del poder legislativo. "La Constitución –apuntó el presidente– establece claramente la separación de poderes".
"El Parlamento es la casa de la nación y tiene 70 millones de propietarios, es la sede de la voluntad de todos", dijo el político conservador en un discurso plagado de referencias a la soberanía popular, la principal justificación que utiliza el Partido de la Justicia y el Desarrollo (PJD, islamista liberal) tras haber vencido en las elecciones del pasado año con el 47% de los votos. "¡Es la nación la que debe dirigir el Estado!", exclamó Erdogan y el público rompió en aplausos mientras coreaba eslóganes favorables al Gobierno.

CRÍTICAS AL PODER JUDICIAL
También los kurdos del Partido de la Sociedad Democrática acusaron ayer a los jueces de tomar decisiones políticas y de haber abandonado al pueblo y reclamaron una nueva Constitución, pero nadie parece dispuesto a aliarse con este partido por su cercanía al grupo armado PKK.
Sin embargo, cada vez más comentaristas exigen al Gobierno que entable un diálogo productivo con la oposición a fin de aliviar la confrontación que vive Turquía, algo a lo que nadie parece dispuesto. Deniz Baykal, el líder del PRP, instó a sus diputados a "no caer en las provocaciones de los que quiere cambiar inmediatamente la Constitución" y acusó a Erdogan de escudarse en la inmunidad parlamentaria para no ser juzgado. Por ello, los republicanos esperan con impaciencia que la eventual ilegalización del PJD se lleve por delante al primer ministro.
En realidad, lo que se nos presenta disfrazado engañosamente como un conflicto entre laicismo e islamismo no es sino una lucha entre la burguesía urbana y laica que ha crecido al amparo del Estado y ha ocupado los principales puestos de la República en los últimos 80 años y un nuevo poder económico emergente, el de los empresarios procedentes del mundo rural, conservadores y musulmanes practicantes.

DOS CONCEPCIONES
Los primeros apuestan por mantener sus privilegios y el proteccionismo económico, los segundos defienden el neoliberalismo, la globalización y el acceso a la Unión Europea.
El lunes, Serdar Akinan, en el rotativo Aksam, escribía: "Miro a Turquía y veo una conformidad incondicional con las políticas occidentales. Deberíamos darnos cuenta de que no podemos solucionar nuestros particulares problemas en base a la democracia occidental, los derechos humanos y el liberalismo. Quizá necesitamos un líder como Vladimir Putin".

Pregunta al primer ministro: "¿Impondrá usted la ley islámica?"

El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, apareció la noche del lunes en el programa de entrevistas –grabado la semana pasada– de la famosa presentadora Hülya Avsar en el canal Türkmax. Avsar le preguntó, sin rodeos: "Señor Erdogan, ¿impondrá algún día la sharia (ley islámica)?"

El líder turco respondió que eso no ocurriría. "Lo que me alivió mucho", afirmó la presentadora en un artículo publicado ayer en el diario Sabah. "Creo que se le debe dar un poco de tiempo para que lleve a cabo su política", añadió Avsar, quien por otra parte se define contraria al uso de velos que cubran de negro a la mujer. Durante la entrevista, el velo fue una cuestión ineludible y Erdogan recordó que en su partido y en su familia hay mujeres que van cubiertas con el velo y otras que no lo usan.

Total
0
Shares
Artículos relacionados
El alcalde de Pamplona, Joseba Asiron, saluda a un grupo de ciudadanos al término de la procesión en honor a San Fermín.Ainhoa Tejerina.EFE
Leer más

Autoridades públicas en actos religiosos

De España: De otros países:
Total
0
Share