El Papa, a favor de que la Iglesia pague impuestos en España como cualquier otro, salvo las excepciones recogidas por la ley

El problema es que entre la Ley de Haciendas Locales, los Acuerdos con la Santa Sede, la Ley de Mecenazgo,… prácticamente la iglesia católica en España, por ley está exenta del pago de la casi totalidad de los impuestos. Por eso hay que eliminar Acuerdos y modificar la Ley de Haciendas Locales y de Mecenazgo para eliminar ese privilegio fiscal de las confesiones religiosas y de otras entidades.


El sumo pontífice declaró a Jordi Évole que las Iglesia debería pagar impuestos en España como cualquier otro, salvo las excepciones recogidas por la ley

En la entrevista con el periodosta Jordi Évole emitida ayer, el Papa Francisco se mostró partidario de que la Iglesia española pague impuestos dentro del régimen fiscal especial que regula las relaciones de la Iglesia Católica con la Hacienda Pública en España, esto es; de que la Iglesia española cumpla ley.  El régimen fiscal ésta se regula por el Acuerdo para Asuntos Económicos del Estado español con la Santa Sede, de 1979 y que después ha experimentado modificiaciones puntuales para actualizarlo al mismo tiemo que el sistema tributario español.

El Papa José Bergoglio (Francisco I), declaró que la Iglesia ha de pagar impuestos como cualquier empresa o persona, pero manteniendo las excepciones marcadas por la ley: «Creo que la propiedades dedicadas al culto religioso, otras dedicadas al bien común, como los espacios de Cáritas que hacen un servicio social y realizan una función supletoria a la del Estado, o los centros que se dedican a la educación es comprensible que estén exentos. Pero por todo lo que no sean espacios orientados al culto o a bienes sociales hay que pagar impuestos«. Además, Evolé le recordó que la Iglesia sí paga impuestos en Italia.

Las palabras del Papa Francisco están la misma línea que las intenciones del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que ha propuesto acabar con los privilegios fiscales de la Iglesia Católica y hacer que ésta tribute por todos los inmuebles no dedicados al culto. El Acuerdo con la Santa Sede que regula la contribución fiscal de la Iglesia en España establece una lista concreta de bienes exentos en el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI): las parroquias, sus locales y la curia Diocesana, Seminarios y Universidades de disciplinas eclesiásticas, las casas parroquiales, las residencias de los obispos y los edificios destinados a residencia de órdenes y congregaciones católicas, un listado en que hay claros lugares de culto y otros, como las residencias, que no lo son. Por otro lado, las residencias particulares de los sacerdotes sí que están sujetas al pago del IBI.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...