El ex capellán argentino Zitelli, de casa a la cárcel

La Corte Suprema de la Nación rechazó el recurso de la defensa del ex capellán policial durante la dictadura con lo cual quedó firme el fallo que ordena a la Cámara Federal de Rosario revisar el criterio con el cual se le había otorgado la excarcelación

Tres abogadas querellantes pidieron ayer a la justicia federal que ordene la «inmediata» detención del ex capellán policial durante la dictadura, Eugenio Zitelli. El pedido llegó luego que la Corte Suprema de la Nación rechazara el recurso presentado por su defensa, con lo cual quedó firme el fallo de la Cámara de Casación Penal que había ordenado a la Cámara Federal de Rosario revisar el criterio con el cual se le había otorgado la libertad al sacerdote. «Como fue rechazada la apelación del defensor de Zitelli, entendemos que debe ordenarse inmediatamente la detención, dado que estamos convencidas de que peligra la realización del juicio, ya que tiene la posibilidad real de profugarse. Llevar al capellán a juicio fue una labor mancomunada de APDH, Familiares, Umano Casilda y otros organismos de derechos humanos. Todo ello puede esfumarse en segundos si no se cautela inmediatamente la libertad de Zitelli», expresaron las letradas a Rosario/12.

Gabriela Durruty, Jesica Pellegrini y Luciana Censi solicitaron al TOF 2 y a la Cámara rosarina que ordene la inmediata detención de Zitelli, dado que adquirió firmeza la resolución de la Cámara de Casación que anulara el acuerdo de la Cámara Federal de Apelaciones de Rosario que le permitía al sacerdote permanecer en libertad durante el proceso. Esto pasó luego del rechazo de la Corte nacional al recurso de su abogado defensor Eduardo Romera.

El ex capellán de la policía de Agustín Feced se había beneficiado con la excarcelación tras pagar una fianza de 50.000 pesos en efectivo.

La solicitud se presentó ante el Tribunal Oral Federal Nº 2 (integrado por la jueza Carnero y los jueces Miño y Villafuerte Russo), donde tramita la tercer elevación a juicio oral de la mega causa Feced, que se encuentra en estos momentos en la etapa de ofrecimiento de prueba.

Asimismo se presentó la solicitud de inmediata detención ante la Cámara Federal de Apelaciones de Rosario, dado que fue un acuerdo de esa Cámara el que mantuvo el estado de libertad de Zitelli, que Casación entendió que se había analizado erróneamente la peligrosidad del ex capellán.

Cabe recordar que cuando el juez Marcelo Bailaque procesó a Zitelli por los delitos de privación ilegal de la libertad agravada por mediar violencia y amenazas y asociación ilícita, también resolvió que mantuviera su libertad bajo el régimen de excarcelación.

Esta resolución fue apelada ante la Cámara Federal de Rosario, que confirmó esta resolución, por lo cual el fiscal Claudio Palacín recurrió ante la Cámara Nacional de Casación Penal. El 14 de diciembre de 2015, este tribunal anuló el pronunciamiento de la Cámara Federal y le exigió que «con la celeridad y los resguardos que el caso impone, dicte un nuevo pronunciamiento, de conformidad a los lineamientos expuestos».

Para Casación, el fallo de la Cámara de Rosario «carece de los fundamentos mínimos y necesarios que la sustenten, circunstancia que la descalifica como acto jurisdiccional válido». Los jueces de Casación, Alejandro Slokar, Ángela Ledesma y Pedro David, argumentaron que la Cámara Federal «exhibe una fundamentación no solo aparente sino también deficiente, constituyendo tales defectos una causal de arbitrariedad».

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...