Dos arzobispos se desdicen de sus polémicas declaraciones

Blázquez alega que se refirió a Soraya Sáenz de Santamaría en privado Pujol pide disculpas por su ataque a los homosexuales

Los dos arzobispos españoles que el martes encendieron una fuerte polémica por referirse uno al matrimonio civil de Soraya Sáenz de Santamaría como un inconveniente para ser pregonera en Semana Santa, y por considerar el otro que los homosexuales “no tienen un comportamiento adecuado para la sociedad”, tardaron menos de 24 horas en aclarar sus manifestaciones. El arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez, que cuestionó que la vicepresidenta pronunciara el pregón de la Semana Santa local dada su “situación matrimonial”, aclaró que ese comentario fue realizado en privado y no como declaración.

Por su parte, el arzobispo de Tarragona, Jaume Pujol Balcells, pidió disculpas por su frase homofóbica: “Si alguien se ha sentido ofendido, le pido perdón”. Preguntado por el desafecto hacia la Iglesia que sus palabras podrían ocasionar, dijo: “Confío en que no, porque la gente puede escuchar toda la entrevista”. Además pidió que no se le “malinterprete” porque va con “el corazón abierto a todos”.

Blázquez también respondió a las críticas por sus declaraciones sobre Santamaría. En su página web, la archidiócesis de Valladolid asegura que la información difundida por la agencia Efe en torno a este asunto no responde a lo dicho por el prelado y ofrece la grabación de la conversación para demostrarlo. La nota afirma también que las manifestaciones se produjeron en un coloquio tras una comida con periodistas con el compromiso de confidencialidad.

En esa conversación, Blázquez señala que le hubiera gustado haber sido consultado sobre la designación de la vicepresidenta para pregonera. Efe asegura que, al terminar el coloquio y ante el interés periodístico de las declaraciones, solicitó permiso para publicar lo oído sobre ese asunto y, según la agencia, el arzobispo accedió en dos ocasiones.

Esta es la cita textual de Blázquez: “Primero, yo no sabía cuál es la situación matrimonial de ella. Y segundo, esta forma de proceder en la designación del pregonero es una forma que rige desde hace 16 o 17 años (…). Yo tengo que reconocer, por eso puedo hablar con mayor libertad [según la nota, el gesto deja claro que se refiere al off the record de la charla], que siendo el pregón en la catedral, comprendiendo también que no es una homilía ni un sermón ni es una predicación estrictamente dicha, sino que es un género literario en que se une el aprecio y respeto por la Semana Santa también se unen elementos de historia, de cultura, de ciudad, etcétera, se puede tener una amplitud mayor. Pero siendo en la catedral y estando presente el obispo… yo quiero ver previamente la terna”.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...