Birmania limita a dos la cantidad de hijos por familia musulmana

Miles de rohingyas se ven privados de los derechos ciudadanos, debido a la política de discriminación que les ha negado el derecho a la ciudadanía y los hizo vulnerables a los actos de violencia y persecución, expulsión y desplazamiento.

Desde hace un año la violencia azota el Estado de Rakhine en Myanmar (antiguamente Birmania) entre budistas y musulmanes. Los muertos se cuentan por cientos y unos 100.000 musulmanes han huido de la zona de conflicto. Las exigencias de los musulmanes han provocado el rechazo masivo de la población y campañas contra las comunidades musulmanas en todo el país.

El portavoz del Estado de Rakhine, Win Myaing, achaca al crecimiento de la población de los musulmanes rohingyas (10 veces más alta que la de los budistas rakhines) la causa de las tensiones actuales. En respuesta a esta situación, las autoridades de Myanmar han tomado unas decisiones sobre el caso para detener el crecimiento demográfico de la población musulmana: prohibir la poligamia y limitar a dos los hijos por familia musulmana en las ciudades de Buthidaung y de Maundaw, con un 95% de población musulmana. Además se reforzará la presencia policial en la región. Estas medidas no serán impuestas de momento en las demás regiones del Estado de Rakhine, ya que el número de musulmanes es muy pequeño en ellas. De momento no se conoce qué método será adoptado para llevar a la práctica esta política familiar.

El Observatorio de Derechos Humanos (HRW, por sus siglas en inglés) ha acusado a las autoridades de Rakhine de fomentar una campaña organizada de “limpieza étnica” contra los musulmanes rohingya. Las autoridades birmanas registran como “bengalíes” a los rohingyas y les consideran inmigrantes, aunque haya familias que habitan en el país desde hace generaciones.

El rechazo hacia esta minoría se cimenta en la animadversión de una parte significativa de la mayoría budista hacia los musulmanes en general y los rohingyas en particular. Miles de rohingyas se ven privados de los derechos ciudadanos, debido a la política de discriminación que les ha negado el derecho a la ciudadanía y los hizo vulnerables a los actos de violencia y persecución, expulsión y desplazamiento.

650 musulmanes de la etnia rohingya murieron en 2012 durante los enfrentamientos acaecidos en el estado occidental de Rakhine, mientras que otros 1.200 desaparecieron y más de 80.000 se vieron obligados a abandonar sus hogares.

musulmanes birmanos

Archivos de imagen relacionados

  • musulmanes-birmanos
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...