Sánchez (PSOE) promete a la comunidad educativa recuperar Ciudadanía y sacar la Religión de clase

El Partido Socialista nunca llegó tan lejos en su defensa de la educación laica

El líder socialista se ha comprometido a llegar a destinar a educación hasta el 7% del PIB

Ha prometido además derogar la Lomce y el 3+2 y cambiar el sistema de becas

No se han celebrado aún las elecciones autonómicas, pero en el PSOE se preparan ya para armar el escenario que surgirá tras las generales en el ámbito educativo. Esto es, derogar unas leyes, aprobar otras, retocar algunas medidas, poner otras… Los socialistas llevan meses reuniéndose con distintos colectivos de profesores, padres y alumnos para configurar el horizonte postWert. Ya tienen buena parte de los deberes hechos: de los encuentros han surgido seis folios que son el germen del programa electoral para las elecciones de este partido.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, se ha entrevistado esta mañana con los sindicatos de profesores CCOO, UGT y STES, las asociaciones de padres que forman la CEAPA, los estudiantes de Faest y la patronal UECOE para firmar lo que el PSOE llama un “acuerdo de compromiso programático”. En él, el principal partido de la oposición se compromete ante la comunidad educativa, entre otras cosas, a quitar la Religión del aula y a recuperar la asignatura de Educación para la Ciudadanía que eliminó el Gobierno del PP, si gana las elecciones generales.

Estas son las principales medidas que irán en su programa electoral, al que ha tenido acceso EL MUNDO:

  • 1. La Religión fuera del currículo. Nunca había ido tan lejos el PSOE en su defensa de la escuela laica. Cuando gobernó, la Religión estaba dentro del currículo y del horario escolar, pero no contaba para la nota. Ahora dan un paso más y abogan por que “en nuestro modelo de escuela pública no quepa la integración, ni en el currículo ni en el horario escolar de enseñanzas confesionales”. Y dicen más: “Para ello se promoverán las reformas del marco legal actual necesarias, así como de los acuerdos internacionales”. Ese decir, el PSOE se compromete a denunciar el Concordato Iglesia-Estado. Esta medida ya se aprobó en noviembre de 2013, durante la Conferencia Política del PSOE.
  • 2. Ciudadanía. El PSOE quiere que vuelva la polémica asignatura de Educación para la Ciudadanía, una materia “que vele por el aprendizaje de conocimientos, capacidades y actitudes esenciales en relación con la democracia, la justicia, la igualdad y los derechos civiles con el fin de preparar a los estudiantes para la ciudadanía activa y responsable. La escuela debe integrar en su currículo la enseñanza de los valores públicos y cívicos, Derechos Humanos, Derechos Universales, garantizando el bien superior del menor que consideramos la base de nuestra ciudadanía y que, por ello, han de ser cursados por todo el alumnado”.
  • 3. Más dinero. Se compromete a establecer un suelo del 5% del gasto del PIB destinado a educación y “buscando el objetivo de alcanzar un 7% en un periodo de ocho años”. Actualmente, el gasto ronda el 4%. El PSOE reconoce que “para alcanzar un sistema educativo plenamente comprometido con la educación como un derecho universal no sólo es necesaria una buena financiación, también son necesarias otras condiciones. Sin embargo. El compromiso de todos debería ser ofrecer unos niveles aceptables en el servicio público garantizando un suelo común de inversión”.
  • 4. Derogar la Lomce. El PSOE se comprometió a derogar la Lomce con todos los partidos menos el PP y Ciudadanos. Así lo reflejará en su programa electoral. También derogará el decreto de abril de 2012 de medidas de ahorro que aumentó las ratios y el polémico decreto que permite que las carreras se reduzcan a tres años de duración, el llamado 3+2 (que el Gobierno llama 4-1).
  • 5. Libros de texto. El PSOE quiere “una educación totalmente gratuita, con libros y materiales en los centros educativos, con bibliotecas en los centros que permitan al alumnado utilizarlas para las lecturas obligatorias”. Su idea es que las familias no tengan que desembolsar a principio de curso cerca de 200 euros en libros de texto y material escolar.
  • 6. Becas. Quieren cambiar el sistema de becas del Gobierno del PP, recuperar las ayudas por transporte y no poner un techo para que todo aquel que cumpla los requisitos económicos pueda acceder a beca. Es decir, “recuperar la beca como derecho”. Además, dará ayudas a las familias en proceso de desahucio o con desahucio ejecutado, mediante la concesión de una beca comedor, además del material escolar y los libros de texto necesarios.

El documento incluye 15 puntos, que van desde promover que la educación vaya más allá de la etapa obligatoria y se extienda hasta los 18 años hasta hacer una FP “flexible y atractiva”, un nuevo método pedagógico que abandone “método memorístico y repetitivo”, “revitalizar los consejos escolares”, financiación “estable” para la universidad” y apoyo a la escuela rural.

No está entre esos 15 puntos, pero Pedro Sánchez también se ha mostrado partidario de poner un MIR educativo y “una formación excelente para los profesores, sobre todo en las primeras etapas”. Ya dijo algo parecido en octubre del año pasado, cuando también prometió subir el salario de los docentes.

Ha expresado también que el objetivo de su partido es “recuperar la educación como un derecho de la ciudadanía y ha repetido varias veces que su objetivo va a ser conjugar “educación y formación”. “De aquí a ocho años, vamos a convertir a nuestro sistema educativo en el mejor de la UE”, ha prometido.

Padres, profesores y alumnos han considerado positivas sus propuestas y han invitado al PSOE a seguir manteniendo encuentros para enriquecer este compromiso que ha firmado Pedro Sánchez en presencia de estos colectivos, que representan a la mayoría de la comunidad educativa.


Sánchez promete sustituir la asignatura de religión por una de valores cívicos

El PSOE firma un pacto con el sector educativo en el que se compromete a revertir los recortes aplicados por el PP, derogar la Lomce y apostar por “la equidad, la estabilidad y la excelencia” de la escuela pública si llega al Gobierno.

 El líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha firmado este lunes un acuerdo con la comunidad educativa para que, en caso de que los socialistas lleguen al Gobierno, se reviertan los recortes aplicados por el PP, se derogue la Lomce y se apueste por “la equidad, la estabilidad y la excelencia” de la escuela pública.

Sánchez ha suscrito este documento, que se compromete a incluirlo en el programa de las elecciones generales, con representantes de sindicatos, profesores y alumnos de la enseñanza pública, que han valorado su contenido, aunque precisando que se trata de un “acuerdo de mínimos” que debe desarrollarse y convertirse en la base de un futuro pacto educativo. En su comparecencia ante los medios en la Escuela de Relaciones Laborales de la Universidad Complutense de Madrid, Sánchez ha afirmado que el objetivo de la iniciativa es convertir el sistema educativo español “en el mejor de toda Europa” en un plazo de ocho años, dotándolo de recursos suficientes para garantizar que sea estable. El documento incluye quince medidas, entre ellas derogar la Lomce y los decretos sobre las nuevas condiciones laborales de los profesores; alcanzar el 7 por ciento de la inversión pública en educación en ocho años; preservar la igualdad de oportunidades, y sustituir la asignatura de religión por una de valores cívicos.

También aboga por paralizar la nueva ordenación de enseñanzas universitarias, incrementar el número de becas, introducir el mir educativo y nuevos métodos pedagógicos, modernizar la formación profesional, reconocer la pluralidad cultural y apoyar a la escuela rural. “Educación, formación, acuerdo e inversión”, ha resumido Sánchez los ejes en los que se basará su política educativa si llega al poder.

El objetivo del PSOE, ha añadido, es “recuperar la educación como derecho de la ciudadanía” después de que el PP haya “atacado” el sistema en los últimos tres años con la excusa de la crisis. “Ahora que se habla en términos economicistas, el PSOE siempre ha defendido que el derecho a la educación no es solo un derecho para formar buenos profesionales, sino una oportunidad de construir una ciudadanía de primera”, ha destacado Sánchez acompañado del secretario de Educación del partido, José Miguel Pérez. Ha hecho hincapié en la importancia de que la enseñanza cuente con una inversión pública suficiente y de ahí su meta de elevar la partida al 7% del PIB en ocho años, cuando ahora está en el entorno del 4% y la media de la UE es del 6%. También se ha comprometido a dar estabilidad a las leyes educativas y potenciar la formación profesional para contribuir a reducir la tasa de abandono escolar. En cuanto a la religión, el líder del PSOE ha dejado claro que su partido apuesta por una “educación laica”, cuyos valores son los que se tienen que impartir en las aulas, en vez de la religión.

En su comparecencia ante los medios, en la que solo ha aceptado una pregunta, ha subrayado que el hecho de suscribir este documento antes de las elecciones autonómicas y municipales de mayo es porque la mejora de la educación en los distintos niveles compete también a las regiones y ayuntamientos. Por ello, ha insistido en que allí donde gobierne el PSOE, su compromiso será hacer de la educación “el asunto central de todas sus políticas”.

En el acto, han participado miembros de UGT, CCOO, Sindicatos de Trabajadores de la Enseñanza (STES), de la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos (Ceapa), de la Unión Española de Cooperativas de Enseñanza (Uecoe) y de la Federación de Asociaciones de Estudiantes (Faest), todos ellos del sector público, ya que no ha habido representantes de la concertada. Todos han aplaudido el paso dado por el PSOE, aunque con la esperanza de que se puedan desarrollar los compromisos para llevar a la práctica todas las medidas. El presidente de Ceapa, Jesús Salido, ha valorado que el modelo que plantea el compromiso del PSOE es “muy distinto” al de la Lomce y ha confiado en que tras las elecciones de mayo, haya “efectos minimizadores” de la normativa aprobada por el PP. El secretario general de FETE-UGT, Carlos López, lo ha definido de “acuerdo de mínimos” y “la base del futuro pacto educativo”. Francisco García, de CCOO, ha destacado la “amplia coincidencia” con la iniciativa del PSOE, aunque ha considerado que a la espera de que se articule un pacto más amplio, se adopten medidas urgentes para revertir los recortes “durísimos” de los últimos tres años. Augusto Serrano, de STES, ha animado al PSOE a que en su programa electoral, replantee el sistema de conciertos vigente desde 1985 y apueste de forma decidida por una escuela laica. Desde Faest, su presidente, Alejandro Delgado, ha hecho énfasis en el aumento de los recursos para mejorar la calidad y el acceso de todas las personas. “Si no existe financiación y compromiso económico, no es suficiente”, ha dicho Delgado. Carlos Sierra, de Uecoe, ha afirmado que su asociación se siente “muy cómoda con el modelo de escuela laica, plural y participativa”, si bien ha defendido también la escuela concertada.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...