Personal de la Universidad de Jaén manifiesta su desacuerdo con la misa incial del curso por el obispo

Reclaman al Rector que no se promuevan esos actos y que no se cedan los datos del personal universistario

Los abajo firmantes, miembros del Personal Docente e Investigador de esta Universidad

EXPONEN que

Días antes del inicio del curso académico 2010/11 recibieron una carta remitida por el Obispo de Jaén invitando a los miembros de la comunidad universitaria a la Misa celebrada con motivo de la Solemne Apertura del Curso Académico con el siguiente contenido:

Querido/a amigo/a:

Un año más me dirijo a usted con motivo de la Solemne Apertura del Curso académico de nuestra querida Universidad. Por esta razón le invito a participar en la Misa del Espíritu Santo que celebraremos en el Salón de Grados del Edificio Zabaleta del Campus de Las Lagunillas, jueves, día 23 de septiembre, a las 10’30 horas. Creo que es muy importante invocar a nuestro Padre Dios en el inicio del curso para pedirle su ayuda y su bendición, para todos y cada uno de los miembros de la comunidad universitaria al que está encomendada la preciosa tarea de ofrecer una formación integral a nuestros jóvenes. Me agradaría mucho poder compartir con usted un momento tan importante para quienes profesamos una misma fe como cristianos.

…”

Y ARGUMENTAN que

  • El contenido de dicha misiva resulta irrespetuoso para aquellos y aquellas que no profesan confesión religiosa alguna o profesan otra distinta a la cristiana al atribuirse en exclusiva la formación integral de nuestros jóvenes.

  • El artículo 16 de la Constitución Española establece que “Ninguna confesión tendrá carácter estatal”. Dado que la Universidad es un elemento de dicho estado no confesional no corresponde que se propicie actividad alguna que, aun siendo muy respetable en los lugares en que se congreguen quienes los admiten como propios, contradice los fines de conocimiento compartido y abierto de una universidad.

  • El artículo 2 de los Estatutos de la Universidad de Jaén establece que “Corresponde a la Universidad de Jaén la función de prestar el servicio público de la educación superior mediante la investigación, la docencia y el estudio, habiendo de promover la formación integral de sus propios miembros, los valores de justicia, libertad , igualdad, solidaridad y pluralismo, así como el pensamiento y la investigación libres y críticos, para constituir un instrumento eficaz de transformación y progreso social. La Universidad de Jaén está al servicio del desarrollo intelectual y material de los pueblos, el desarrollo sostenible y de la paz” (subrayado nuestro). Se entiende que dicha promoción de la formación integral no es exclusiva de la fe cristiana y que el pensamiento y la investigación libres y críticos requieren una visión plural. Por tanto, no tiene sentido que se le den facilidades a dicha institución para celebrar un acto de este tipo en un lugar público (Salón de Grados del Edificio Zabaleta) y que, incluso se le proporcionen los datos personales de los trabajadores y trabajadoras de esta universidad y los medios para llegar a éstos (al parecer la carta ha sido enviado desde la propia Universidad, puesto que aunque sea remitida por el obispo viene en un sobre que no presenta franqueo alguno), lo que vulnera la Ley Orgánica de Protección de datos.

Por todo lo expuesto y argumentado, SOLICITAMOS que

  • No se promuevan o respalden actos de este tipo en la Universidad de Jaén.

  • No se cedan nuestros datos personales a instituciones ajenas a la universitaria.

                                                                                                     En Jaén, a 14 de octubre de 2010

RECTOR MAGNÍFICO DE LA UNIVERSIDAD DE JAÉN

PRESIDENTE DEL CONSEJO DE GOBIERNO DE LA UNIVERSIDAD DE JAÉN

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...