Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Netanyahu hace un llamamiento a los líderes europeos para que no proscriban el ritual kosher

Los líderes europeos deben hablar sobre las protecciones a las minorías religiosas después de la decisión del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (EUJC) de mantener la prohibición de la faena ritual, escribió el primer ministro Benjamin Netanyahu en una carta a los líderes europeos esta semana.

Netanyahu envió la carta a los líderes de Francia, Alemania, Italia, Polonia, Hungría, España, Portugal, Irlanda y Finlandia, así como a los presidentes de la Comisión Europea y del Consejo Europeo.

El mensaje se produjo unas seis semanas después de que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea ratificara la prohibición del sacrificio kosher y halal en Bélgica. El tribunal desestimó los argumentos de los grupos judíos y musulmanes de que Bélgica está infringiendo su libertad religiosa al exigirles que aturdan a los animales en el proceso de sacrificarlos para obtener carne, lo que sería contrario a sus preceptos religiosos. El fallo sentó un precedente que podría llevar a que más Estados miembros de la UE aprueben leyes contra la shechita, la faena ritual judía.

Netanyahu escribió que la «decisión amenaza la libertad religiosa de los judíos en toda Europa».

«Los líderes y las instituciones de los judíos europeos han expresado su conmoción por esta decisión y su efecto dañino sobre la viabilidad de la vida judía en la UE», escribió el primer ministro. “Como Gobierno de Israel, defendemos la libertad religiosa para todos. Los judíos de todo el mundo deberían poder vivir una vida judía plena dondequiera que elijan residir».

La ministra de Asuntos de la Diáspora, Omer Yankelevich, le pidió a Netanyahu que escribiera la carta y lo elogió por hacerlo.

Las regulaciones europeas prohíben el sacrificio sin aturdimiento previo, pero hacen una excepción por razones religiosas. Sin embargo, los Estados miembros pueden aprobar sus propias leyes.

La EUCJ determinó que las leyes belgas aprobadas en 2017 lograron un «equilibrio justo» entre los derechos de los animales y los derechos de judíos y musulmanes. Su razonamiento se basa en la acomodación de que la ley permite el «aturdimiento reversible», aunque las principales autoridades judías y musulmanas no permiten ese procedimiento en la faena ritual.

El tribunal no aceptó el argumento de que se permite la caza y la matanza de animales en “eventos culturales o deportivos”, aunque esos animales no estén aturdidos.

El presidente del Comité Coordinador de Organizaciones Judías en Bélgica, Yohan Benizri, quien también es vicepresidente del Congreso Judío Europeo, dijo el mes pasado: “No puede existir democracia cuando a sus ciudadanos se les niegan los derechos humanos y civiles básicos. Planeamos seguir todos los recursos legales para corregir este error».

El embajador en Bélgica, Emmanuel Nahshon, dijo que el fallo es “una decisión catastrófica, un golpe para la vida judía en Europa. Aparentemente, tolerancia y diversidad son palabras vacías a los ojos de algunos europeos”.

El Congreso Judío Europeo sostuvo que el fallo «socava gravemente» el derecho a realizar prácticas religiosas judías.

El presidente del EJC, Moshe Kantor, anticipó que el grupo apelaría el fallo del tribunal y advirtió que era «un duro golpe para la vida judía en Europa y, en esencia, les dice a los judíos que nuestras prácticas ya no son bienvenidas. Decirles a los judíos que sus costumbres no son bienvenidas es solo un paso de decirle a los judíos que ya no somos bienvenidos.

«Las comunidades judías de Europa no descansarán hasta que nuestros derechos fundamentales sean afirmados y protegidos bajo todo el peso de la ley europea», subrayó.

El fallo también fue denunciado por el rabino Menachem Margolin, director de la Federación Belga de Organizaciones Judías y la Asociación Judía Europea.

«Este es un día triste para los judíos europeos. Desde hace décadas, a medida que los derechos de los animales se han puesto de moda, la matanza kosher ha sido objeto de un ataque implacable y está sujeta a repetidos intentos de prohibirla», sostuvo el religioso que definió como «falsa» la premisa de que «la matanza kosher es más cruel para los animales».

«Lo que hace el fallo de hoy es colocar el bienestar animal por encima del derecho fundamental a la libertad de religión. En pocas palabras, la bestia tiene preferencia sobre el hombre», dijo. «Qué mensaje tan terrible para enviar a los judíos europeos, que usted y sus prácticas no son bienvenidos aquí. Esta es una negación básica de nuestros derechos como ciudadanos europeos», agregó.

La Conferencia de Rabinos Europeos emitió un comunicado en el que calificó el fallo «contradictorio». «Las prohibiciones ya han tenido un impacto devastador en la comunidad judía belga, provocando escasez de suministro durante la pandemia, y todos somos muy conscientes del precedente que esto establece que desafía nuestros derechos a practicar nuestra religión», citó AFP la declaración del CER.

«Ahora nos enfrentamos a una situación en la que, sin consultar a la comunidad judía local, se ha implementado una prohibición y las implicaciones para la comunidad judía serán duraderas», expresó. «Europa necesita reflexionar sobre el tipo de continente que quiere ser. Si valores como la libertad de religión y la verdadera diversidad son parte integral, entonces el sistema legal actual no refleja eso y necesita ser revisado urgentemente», concluyó.

Total
1
Shares
Artículos relacionados
Total
1
Share