Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Los católicos encuestados en Estados Unidos apoyan la pena de muerte

Una reciente encuesta mostró que la mayoría de los católicos en Estados Unidos apoyan el uso de la pena de muerte para los convictos por asesinato.

En junio, el Pew Research Center publicó los resultados de una encuesta realizada del 5 al 11 de abril a 5.109 adultos estadounidenses de distintas creencias sobre su postura en relación a la pena de muerte en el país.

La encuesta reveló que el 32% de los adultos estadounidenses favorece “algo” la pena de muerte para los condenados por asesinato, y el 27% la favorece “enérgicamente”. La situación es similar para el caso particular de los católicos, pues el 31% de católicos en el país la respalda “algo”, y el 27% de católicos la respalda “enérgicamente”.

Entre los católicos hispanos se respalda un poco más la pena de muerte para los convictos por asesinato. El estudio reveló que el 30% de este subgrupo apoya “algo” esta medida para esos casos, mientras que el 31% la apoya “firmemente”.

En relación a la justificación moral de la pena de muerte, la mayoría de los católicos cree que quitar la vida a una persona es justificable en los casos de condenas por asesinato.

En general, el 60% de católicos dice que la pena capital está moralmente justificada “cuando alguien comete un crimen como el asesinato”; entre los católicos hispanos, la cifra asciende al 62%. Mientras que el 30% de los católicos cree que la pena de muerte es moralmente incorrecta, y esto incluye al 35% de los católicos hispanos.

En los subgrupos religiosos, los protestantes evangélicos y no evangélicos blancos tienen más probabilidades de creer que la pena de muerte está moralmente justificada en casos como el asesinato. En concreto, más de las tres cuartas partes, el 77%, de los protestantes evangélicos blancos, y el 76% de los protestantes blancos no evangélicos lo creen así.

Es importante destacar que casi dos tercios de los que no profesan ninguna religión “en particular”, el 66%, también dijeron que la pena de muerte está justificada por asesinato.

En el 2018 el Vaticano actualizó en el Catecismo de la Iglesia Católica el punto sobre la pena de muerte, para señalar que esta condena es “inadmisible”.

El Papa Francisco escribió en su encíclica Fratelli tutti de 2020 que “hoy declaramos claramente que ‘la pena de muerte es inadmisible’ y la Iglesia está firmemente comprometida a pedir su abolición en todo el mundo”.

En octubre de 2020, CNA -agencia en inglés del Grupo ACI- habló con el P. Thomas Petri sobre las declaraciones del Papa Francisco acerca de la pena de muerte.

El P. Petri es actualmente el presidente y profesor asistente de Teología Moral y Estudios Pastorales en la Pontificia Facultad de la Inmaculada Concepción en la Casa de Estudios de los Dominicos.

El sacerdote explicó que el magisterio ordinario de la Iglesia Católica siempre ha enseñado que “los estados tienen derecho a imponer la pena de muerte”, y que “ningún Papa puede de alguna manera salir y contradecir eso”.

El Papa Francisco no dijo que el uso de la pena de muerte fuera “intrínsecamente malo” y, por lo tanto, no contradecía el magisterio ordinario de la Iglesia Católica, señaló el P. Petri.

Subrayó que tanto el Papa San Juan Pablo II como el Papa Francisco han hecho aplicaciones prudenciales de las enseñanzas de la Iglesia en temas de fe y moral.

Sus declaraciones [de los pontífices] sobre la pena de muerte indican que la seguridad de las cárceles modernas ha vuelto inexistente la necesidad de esta condena como un medio para proteger a la sociedad de los delincuentes, dijo.

En ese sentido, afirmó que como los Papas han hablado con frecuencia sobre la pena de muerte en los últimos años, incluso a través de encíclicas y el Catecismo, los católicos no pueden simplemente discrepar prudentemente con sus enseñanzas.

“Probablemente pueda estar en desacuerdo con si debería haber o no condenas de prisión perpetua, pero esto no. No creo que se pueda decir ello sobre el tema de la pena de muerte”, concluyó.

Según una encuesta de RealClear Opinion Research de 2020, patrocinada por EWTN News, los católicos estadounidenses apoyaron ampliamente la pena de muerte por un margen del 57% al 29%.

Es importante destacar que, en la reciente encuesta de Pew, los ateos, agnósticos y protestantes negros eran los subgrupos religiosos más propensos a decir que la pena de muerte es moralmente incorrecta.

En efecto, una ligera mayoría de ateos, el 51%, cree que la pena de muerte es moralmente incorrecta, en comparación con el 47% de los que se identificaron como agnósticos, y el 42% de los protestantes negros.

Traducido y adaptado por Cynthia Pérez. Publicado originalmente en CNA.

Total
12
Shares
Artículos relacionados
Total
12
Share