La iglesia de Santiago estrena imagen tras una inversión de 167.000 euros

Fomento costeó la recuperación del artesonado y las cubiertas del templo

El consejero de Fomento, Antonio Silván, visitó ayer la iglesia de Santiago Apóstol en Brazuelo, en la que su consejería ha invertido 167.177 euros en diversas obras de restauración. Los trabajos consistieron principalmente en la restauración de la cubierta y del artesonado de la construcción. Éste último es del siglo XVI, estilo mudéjar, aunque reconstruido, mientras que el templo, del siglo XIX, es un ejemplo de la arquitectura popular que se ha ido ampliando sobre el templo original románico, del que no quedan restos, según precisó el arquitecto, Javier Sastre.

Las obras, que fueron financiadas de manera íntegra por la consejería de Fomento a través del Programa Arquimilenios III, permitieron sustituir la totalidad de las tablas y la teja de la cubierta aprovechando parte de la teja vieja por su valor artístico, indicó ayer la consejería. Fomento destacó «el gran valor arquitectónico y artístico» del artesonado, que fue restaurado en el presbiterio, nave central y atrio. Fue desinfectado, consolidado y limpiado, y de él fue suprimida la capa de cal que lo cubría. También fue necesario actuar sobre las piezas del artesonado que habían desaparecido o estaban podridas por el paso del tiempo y las malas condiciones de conservación, indicó Sastre, que precisó que en algunos puntos el entablado estaba desensamblado. El artesonado del atrio fue sometido a un tratamiento contra xilófagos y hongos y a una limpieza integral de la madera. Durante la actuación, además, apareció el artesonado que cubría el altar mayor del templo, que permanecía oculto bajo un falso techo. Todas estas actuaciones pretendían lograr la protección de esta pieza. Los fragmentos restaurados fueron reintegrados en un color más claro que las piezas originales «para que los expertos reconozcan en qué puntos se ha actuado, pero el público en general, de un golpe de vista, no notará la diferencia», dijo Sastre. El artesonado del lateral izquierdo del templo no fue sometido a actuación alguna, dado que fue acondicionado hace algunos años, aunque ya presenta deficiencias, añadió el arquitecto, que adujo motivos presupuestarios para no intervenir en este punto.

Silván destacó «las raíces y la vinculación de nuestros pueblos con su iglesia» y añadió: «Son muchas las iglesias y ermitas a lo largo y ancho de la diócesis de Astorga pero la voluntad y las inversiones de las distintas administraciones van poco a poco, con el objetivo de poner en valor el rico, variado y extenso patrimonio eclesiático». El consejero también admitió que «la iglesia tenía dificultades y necesitaba esta actuación» y que la Junta intervino «en las cubiertas para evitar males mayores». Mientras, el Programa Arquimilenios III contempla una inversión de 9,1 millones de euros para acometer quince actuaciones en la provincia de León, entre las que figuran rehabilitaciones y adecuaciones de iglesias, plazas, ermitas y diversas edificaciones de interés patrimonial.

Archivos de imagen relacionados

  • iglesia Brazuelo
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...