Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Francia y Bélgica prohíben las protestas contra las restricciones sanitarias para evitar un bloqueo como el de Ottawa

La principal medida a la que se oponen los antivacunas en las llamadas “marchas por la libertad” es el pasaporte de vacunación contra la covid-19.

El ejemplo de Canadá ha llegado a Francia, donde ya se han organizado protestas contra las medidas sanitarias tomadas por el Ejecutivo de Emmanuel Macron. Pero para evitar un bloqueo estatal del nivel del de Ottawa, la Prefectura de Policía parisina ya ha anunciado la prohibición de la entrada de esta marcha. 

La principal medida a la que se oponen los antivacunas en las llamadas “marchas por la libertad” es el pasaporte de vacunación contra la covid-19. Estas se han dado en varios puntos de Francia y su objetivo es unirse en una única marcha este viernes y avanzar por todo el país hasta llegar el próximo lunes 14 a Bruselas, donde se esperan juntar con manifestantes de toda Europa. 

Sin embargo, el precedente canadiense, y a sabiendas de que los primeros convoyes motorizados tenían previsto llegar este viernes a la capital, las instituciones francesas ya estaban en alerta y este jueves el prefecto de Policía de París ha prohibido “tales manifestaciones” desde el viernes hasta el próximo lunes, ambos días incluidos. En este sentido, ha advertido que organizar una manifestación que está prohibida está penado con seis meses de prisión y una multa que asciende a los 7.500 euros, mientras que para los participantes la multa sería “de cuarta clase”, es decir, de 135 euros. 

Obstaculizar la vía abierta a la circulación pública está penado con hasta dos años de prisión en Francia

Además,  la Policía parisina ha explicado en un comunicado que la obstaculización de una vía abierta a la circulación pública está penado con una pena de hasta dos años de prisión y una multa de 4.500 euros, así como la la inmovilización y confiscación del vehículo y la suspensión del permiso de conducir por un máximo de tres años. 

Los manifestantes se organizan a través de las redes sociales. Esta protesta, en concreto, comenzó a partir de un grupo de Facebook denominado “convoy de la libertad”. Sin embargo, también se organizan a través de aplicaciones de mensajería como Telegram, según ha informado El País

Y, aunque su intención es llegar a Bruselas, no han pedido permiso a las autoridades belgas para poder llevar a cabo la manifestación allí. Sin embargo, el alcalde de Bruselas, Philippe Close, ha hecho este anuncio en sus redes sociales: “Tomamos la decisión de prohibir el ‘Convoy de la Libertad’, al que se le negó la entrada por no presentar ninguna solicitud”. Una decisión que ha tomado junto a la Ministra del Interior, Annelies Verlinden, y el Ministro-Presidente de Bruselas, Rudi Vervoort. 

Además, con el mismo objetivo que Francia de evitar un bloqueo en la ciudad, “se despliegan recursos”, ha explicado Close, que ha concluido su mensaje explicado que las autoridades policiales “desviarán los vehículos motorizados que lleguen a la capital a pesar de la prohibición”. 

Total
6
Shares
Artículos relacionados
Total
6
Share