El Vaticano “haciendo caja”, bajo el lema “Por la paz”

El Vaticano, el poder y el dinero forman una perfecta simbiosis, al menos, desde hace milenio y medio… Adaptándose a cada época y circunstancia, en un largo proceso en el que ha sido apoyado por el poder político y económico de turno. A cambio, El Vaticano ha respaldado todo tipo de regímenes, incluidas dictaduras de todo tipo.

En las últimas décadas, gobiernos, universidades y diversidad de personajes públicos,  entre los que se encuentran futbolistas, artistas… etc. etc. vienen apoyando diversidad de iniciativas promovidas por el papa Francisco.

Algunos y algunas de estos personajes públicos, se “escandalizan” cuando la Iglesia católica y sus instituciones, por ejemplo, tapan a los curas pederastas, o luchan (brutalmente) contra derechos civiles universales, como el aborto… etc. etc.

En este caso, es la fundación pontificia y canónica, “Scholas Occurrentes”, con sede en El Vaticano, creada en 2013, por el papa Francisco, la que ha organizado un macro concierto en Madrid, para hoy 30 de junio. Para ello ha desarrollado, desde hace meses, un enorme aparato de publicidad en todos los medios, cuyos costos presumiblemente opacos nunca se sabrá a cargo de quien van. Desde luego no a cargo del Vaticano, que en eso de “hacer caja” se le da muy bien.

Entre 350 y 30 euros es el costo de las entradas del concierto en el que participarán diversidad de artistas, como Miguel Poveda, Luis Fonsi, Marta Sánchez, Bustamante, Rosana, Baute, Manu Tenorio, Ahinoa Arteta, Sara Baras, Aitana…  y así hasta 18 artistas o más. Además de la apertura de una fila cero, para hacer donativos… el “famoso cepillo”.

Esta Fundación pontificia que se autodenomina (hipócritamente) “laica”, dice estar representada en casi todos los países del mundo, supuestamente a través de las Conferencias Episcopales respectivas y lo que SI es una evidencia, es que recibe infinidad de subvenciones públicas y privadas de todo tipo, que sería muy largo de relatar. En España hay diversidad de universidades, entidades privadas e instituciones públicas las que aportan cantidades diversas, para las actuaciones que dicen llevar a cabo.

Bajo la tapadera de la “paz y la convivencia inter religiosa” esta poderosa fundación, es una más de la Iglesia católica, para “hacer caja”, tratar de “lavar su cara más fea”…  tener poder y presionar a los gobiernos a favor de una enseñanza y de unas leyes de corte católico.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...