Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.
El cardenal Omella (izquierda) charla con el arzobispo Joan Enric Vives este martes, momentos antes de comenzar la Comisión Permanente

Los obispos apoyan, sin citarla, la manifestación provida de este domingo

La Conferencia Episcopal anima a los católicos «a movilizarse en favor de la vida» por «todos los cauces que permite una sociedad democrática»

La nota no especifica si los purpurados saldrán a la calle junto a los convocantes

La Conferencia Episcopal ha hecho pública una nota este miércoles en la que alenta a «todos los católicos a promover la defensa de la vida, denunciando los proyectos legislativos que atentan contra ella y confunden la injusticia con el derecho». Una referencia clara, aunque no directa, a la manifestación que diversas organizaciones provida han organizado para este domingo y que tiene como lema «¡Nos jugamos la vida! ¡Basta ya de leyes contra la verdad y la naturaleza humana!».

El escrito, firmado por la Subcomisión Episcopal para la Familia y la Defensa de la Vida, también añade que «animamos así, con todos los cauces que permite una sociedad democrática, a movilizarse en favor de la vida y a buscar con creatividad nuevos modos de instaurar esta necesaria cultura del cuidado que la promueva y proteja».

Los obispos saldan así su respaldo a la manifestación, después de que haya sido uno de los temas tratados en la Comisión Permanente que se reúne estos días en Madrid, frente al que no se presentaban con una posición unánime.

Mientras que algunas diócesis, como la de Valencia y Getafe, han incorporado la manifestación del domingo como un acto en su agenda en la página web, otras, como Madrid se han mostrado más cautas a la hora de apoyar el evento. La nota recuerda que «son muchas las actividades programadas por la diferentes diócesis y movimientos eclesiales para mostrar este sí a la familia que es también sí a la vida, ya que la propuesta de la familia cristiana va unida a la transmisión y defensa de la vida». La manifestación está convocada por algunas entidades confesionales como la Asociación Católica de Propagandistas y e-Cristinas y la plataforma cultural Neos, promovida por Jaime Mayor Oreja.

Aunque en la presentación de la convocatoria, Mayor Oreja confirmó que habían hablado previamente con «la Iglesia», no pudo confirmar la presencia de algún obispo en la marcha. Precisamente una de las cuestiones que divide al episcopado. Aunque están a favor del objetivo de la marcha, algunos piensan que su participación directa les daría un protagonismo que prefieren que recaiga en los laicos convocantes, mientras que otros consideran que la actual situación —con el proyecto de reforma de la Ley del aborto aprobado por el Gobierno y la ley de Eutanasia, cuya vigencia cumple un año este sábado— es motivo suficiente para salir a la calle. En todo caso, cada obispo es autónomo y una decisión de la Comisión Permanente no podría condicionar su participación.

La nota hace un largo repaso de las situaciones en que se ve implicada la defensa de la vida: «Animamos a todos a promover el sí a la vida y expresamos nuestro apoyo en favor de quienes tienen derecho a nacer y a ser acogidos por sus padres con amor; en favor de las madres, que tienen derecho a recibir el apoyo social y estatal necesario para evitar convertirse en víctimas del aborto; en favor de la libertad de los padres y de las escuelas que colaboran con ellos para dar a sus hijos una formación integral, que otorgue la necesaria importancia hoy a la educación afectiva y sexual, de acuerdo con unas convicciones morales que los preparen de verdad para ser padres y acoger el don de la vida; en favor de los cuidados paliativos y de la libertad de conciencia; denunciando las situaciones en las que se ve amenazada, como se sigue constatando en diversas formas de esclavitud, en la trata de personas o en las condiciones laborales abusivas«

De esta forma, la nota publicada este miércoles hace un ejercicio de equilibrio con la intención de contentar a ambas sensibilidades de la Conferencia Episcopal. Habrá que esperar al domingo para conocer si los obispos salen de nuevo a manifestarse a las calles contra las decisiones del Gobierno de Sánchez, como ya lo hicieron en su momento contra el de Rodríguez Zapatero.

También aparece en

Total
0
Shares
Artículos relacionados
Leer más

La Iglesia arrimó el hombro

La televisión andaluza con mucho esmero dio cobertura completa al mensaje de odio que el obispo de Huelva,…
Total
0
Share