Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Hazte Oír patrocina una cumbre internacional ultraconservadora en Hungría con miembros de Atlas Network

El lobby ultraderechista, a través de su plataforma CitizenGo, figura como sponsor del encuentro que tendrá lugar en noviembre próximo en Budapest y en el que participará el director ejecutivo de la organización estadounidense Acton, uno de los principales grupos de la red mundial ultracapitalista en la que también está integrada la FAES de Aznar.

La agenda internacional de Ignacio Arsuaga, máximo responsable del lobby Hazte Oír, tiene un evento programado para noviembre próximo en Budapest. No será una reunión cualquiera: en la capital de Hungría coincidirá –entre otros– con miembros del Gobierno ultraderechista de ese país y con un alto directivo del estadounidense Acton Institute, uno de los grupos más influyentes de la red de grupos de presión ultracapitalistas Atlas Network.

La IV Cumbre Transatlántica, que se celebrará los días 18 y 19 de noviembre en el Parlamento de Hungría, es oficialmente organizada por la Red Política para los Valores, una organización que se autodefine como una “plataforma transcontinental” que promueve y defiende “la protección de la vida humana, el matrimonio, la familia o la libertad religiosa y de conciencia”. Su presidente de honor es el ex ministro de Interior del PP Jaime Mayor Oreja, mientras que el presidente de Hazte Oír figura como integrante de la junta directiva.   

De hecho, Arsuaga tiene un doble protagonismo en esta cumbre. Por un lado, CitizenGo, la plataforma utilizada por Hazte Oír para actuar en el ámbito internacional, figura como sponsor del evento junto a la ultracatólica Organización Internacional para la Familia, la fundación The Family Watch y el Centro Internacional de Explotación Sexual, con sede en Washington. Los responsables de esas tres organizaciones figuran, al igual que Arsuaga, como integrantes de la junta directiva de la Red Política para los Valores.

Por otro lado, el presidente de Hazte Oír figura como uno de los ponentes de este encuentro internacional, en el que se abordará “la relación intrínseca entre la libertad y la dignidad humana frente a los desafíos contemporáneos”. En el programa figuran asuntos tales como “los valores conservadores y cristianos en la Unión Europea”, “la protección de la dignidad humana”, “la libertad religiosa”, “el futuro de los valores conservadores” o “la defensa y promoción de la vida, la familia y las libertades en los Parlamentos nacionales”.

Los distintos asuntos serán abordados por treinta representantes de organizaciones políticas y grupos de presión ultraconservadores de una quincena de países. En el listado de “ponentes confirmados” figuran dos integrantes del ultraderechista Vox: la diputada Lourdes Méndez Monasterio y el europarlamentario Hermann Tertsch

Junto a ellos estará Alejandro Chafuén, actual director gerente del Acton Institute. De origen argentino, Chafuén escribió un artículo en 1979 en el que no ocultaba su apoyo a la dictadura de Jorge Rafael Videla y hablaba sobre la importancia de la lucha contra el terrorismo “marxista”. Entre 1991 y 2018 ocupó el cargo de presidente de Atlas Network, la red de lobbies ultracapitalistas y anticomunistas que en España cuenta con la fundación FAES de José María Aznar entre sus principales asociados.  

Un pinochetista

La cumbre de Budapest también contará con la participación del ultraconservador chileno José Antonio Kast, líder del Partido Republicano y ferviente admirador de la dictadura de Augusto Pinochet. “Si estuviera vivo, votaría por mí”, dijo en alusión al sanguinario dictador chileno durante una entrevista televisiva ofrecida en 2017 a una emisora de ese país latinoamericano.

En junio de 2019, el presidente de Vox, Santiago Abascalse reunió con Kast en Madrid. En ese encuentro, ambos políticos de ultraderecha coincidieron en la “necesidad de frenar la hegemonía de la izquierda en la cultura, la educación o el Estado de derecho”, además de promover “la lucha por la defensa de la libertad y la vida”.

Un compañero del PP

El ultraderechista chileno forma parte de la junta directiva de la Red Política para los Valores que organiza la reunión de Hungría. En ese órgano de dirección comparte espacio con Luis Peral, exconsejero en el Gobierno de la Comunidad de Madrid que encabezó Alberto Ruiz-Gallardón. En 2016, mientras ocupaba un escaño en la Asamblea de Madrid por el PP, fue multado por su propio partido por ausentarse de la votación de la ley contra la LGTBfobia que impulsaba el Gobierno de Cristina Cifuentes.

Peral abandonó su acta de diputado autonómico en enero de 2017, pero ese no sería aún su final político. En octubre de 2018 fue repescado por Pablo Casado, quien lo instaló como responsable de la comisión de Familia en el PP de la Comunidad de Madrid.

En julio de ese mismo año, Peral había sido citado a declarar como imputado en el marco del ‘Caso Lezo’ junto a otros consejeros del Gobierno de Gallardón por la compra presuntamente fraudulenta en 2001 de la empresa colombiana Inassa por parte del Canal de Isabel II. Esa investigación fue finalmente archivada por el juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón. 

Ministras de Hungría y Polonia

En el encuentro de noviembre próximo habrá además dos integrantes de sendos gobiernos con indiscutible sello ultraconservador: Marlena Malag, ministra de Familia, Trabajo y Política Social en el Gobierno de Polonia, y Katalin Novák, ministra de Familia en el Gobierno de Hungría. Novák es además la presidenta de la Red Política para los Valores que organiza esta cumbre.

En el programa figura también la senadora colombiana Paola Holguín, quien se desempeñó como asesora del expresidente Álvaro Uribe. Otra de las ponentes invitadas será Amy Sinclaire, una senadora del Partido Republicano de EEUU conocida por sus posiciones antiabortistas.

En diciembre de 2019, Sinclair viajó a España para dar a conocer la batalla que había ganado en el estado de Iowa, donde logró que se aprobase una legislación que impide el aborto una vez que se detecta el latido cardíaco del feto. La visita de la senadora republicana respondió a una invitación de CitizenGo y Derecho a Vivir, otra de las organizaciones alumbradas por Hazte Oír. 

Total
1
Shares
Artículos relacionados
Total
1
Share