Escolares de Alicante participan en una peregrinación para conocer las reliquias de la Santa Faz con asistencia del obispo y la alcaldesa (PSPV-PSOE)

En la Peregrina escolar, organizada por la Diócesis, participan más de 2.200 escolares de una veintena de centros públicos, concertados y religiosos.

La fascinación por lo que guarda el relicario de la Santa Faz se percibe en las caras de muchos de los niños que participan en la Peregrina escolar (ayer tuvo lugar una avanzadilla, con alumnos de cuatro colegios y un instituto que se adelantaron a la romería infantil de hoy), que formulan a sus profesores y al capellán sobre todo una pregunta: «¿cómo se traspasó la imagen de Cristo al lienzo que se venera en el monasterio alicantino?». La respuesta, según la tradición, es que en el relicario se guarda uno de los pliegues del paño, que estaba doblado varias veces, con el que la Verónica secó el rostro de Jesús de camino al Calvario.

El origen de esta veneración se remonta al siglo XV cuando un sacerdote de Sant Joan viajó a Roma, y fue obsequiado con un lienzo de la faz de Cristo que había salvado a Venecia de la peste. «Cuenta la historia -relató ayer a los niños el capellán José Luis Casanova- que hace más de 500 años aquí en el monasterio en el que nos encontramos había un barranco con árboles. Azotaba una gran sequía, no había agua y los campos no producían cosechas. Los animales no podían beber. Un viernes 17 de marzo de 1489 sacaron al lienzo en rogativa para que lloviera y de repente vieron que del rostro de Jesús brotaba una lágrima. Había ocurrido algo sorprendente. Empezó a llover y todo el mundo gritó: Faz Divina, Misericordia». La Santa Faz de Alicante está reconocida por la Santa Sede y congrega cada segundo jueves tras el Domingo de Pascua, es decir, mañana, a miles de personas que renuevan una tradición que tiene ya 529 años. Coincidiendo con el IV Centenario del Milagro de la Lágrima, en 1889, se abrió el relicario comprobando el estado del lienzo que era aproximadamente de unos 70 centímetros cuadrados. Desde entonces no se ha vuelto a abrir.

Hasta el santuario llegaron ayer caminando desde sus centros alumnos del colegio CEU Jesús y María, de los Jesuitas, Agustinos, que llevan 28 años haciendo el recorrido, mucho antes de que se iniciara la Peregrina escolar, y del Pedro Duque. De este centro público acudieron 150 niños entre 10 y 12 años con sus profesores, que destacaron que para ellos es una jornada especial. «Conocen la tradición, que les llama la atención. Vienen alumnos musulmanes y la mayoría entran. Después vamos al colegio de discapacitados de San Rafael, los niños juegan con ellos al fútbol, y es algo que les enriquece mucho», explicaron las profesoras Ana Francés y Helena Pérez. Hubo alumnos del IES Jaime II.

El sacerdote intentó transmitirles de forma amena lo que es la Santa Faz, «dejad que su paz entre en vuestros corazones». Les conminó a tener los ojos y el corazón abiertos para ayudar a los demás, «es la única manera de renovar la sociedad», dijo.

Hoy se celebrará la Peregrina principal, organizada por la Diócesis, con más de 2.200 escolares de una veintena de centros públicos, concertados y religiosos.

El obispo, Jesús Murgui, acudirá sobre las 11 horas,donde coincidirá con la alcaldesa en funciones, Eva Montesinos.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...