El Estado invertirá 1,1 millones de euros en restaurar el monasterio de Cornellana en Asturias

El Gobierno central invertirá 1.104.130 euros, hasta 2021, para acometer la segunda fase de la rehabilitación del monasterio de Cornellana. Así lo anunció ayer en la localidad salense la directora general de Patrimonio Cultural, Otilia Requejo, que precisó que el Gobierno autonómico logró la implicación de los ministerios de Fomento y Cultura tras una prolongada negociación.

Requejo reivindicó la implicación del gobierno autonómico con la rehabilitación del monasterio, recordando que el Principado aportó en 2015 más de un millón de euros en la primera fase de la restauración, que se centró en las cubiertas. Una obra clave para asegurar la supervivencia del inmueble. Además, la directora general de Patrimonio destacó que entre 2016 y 2017 se acometieron otras actuaciones «invisibles pero necesarias» para lograr la implicación del gobierno central. Entre ellos la redacción del proyecto para la segunda fase, que fue admitido por el Ministerio de Cultura.

La inversión se realizará a través de una partida directa, al margen del 1% cultural. La intervención de esta segunda fase se realizará en toda la envolvente del edificio, incluyendo la consolidación de la fábrica y la reposición de la carpintería del monasterio, que está declarado Monumento Nacional desde 1931.

El mal estado del edificio ha sido denunciado, durante el último lustro, por una plataforma cívica que reivindica la rehabilitación integral del monasterio, de cuya fundación se cumplirán mil años en 2024.

Hace dos semanas, miembros de la plataforma cívica y diversos representantes políticos dieron la voz de alarma ante el «abandono» del inmueble. En medio de ese debate, el alcalde de Salas, el forista Sergio Hidalgo, avanzó la previsión de hacer la obra de forma plurianual y a cargo del Estado, algo que ayer ratificó la directora general de Patrimonio. El monasterio de Cornellana es propiedad del Arzobispado de Oviedo, pero está cedido al Ayuntamiento de Salas por 50 años.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...