Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Belén de la Paz: Blasfema líder de una oscura secta New Age afirma tener un “íntimo vínculo” con la Virgen de Fátima

Belén de la Paz Jai Mataji…, Corazón de la Dama Blanca, Corazón Portal Vórtice del Agua del Amor… son algunos de los nombres que usa logrando captar adeptos -también euros- desde un discreto y autonombrado “Santuario de la Dama Blanca”, situado en un pequeño pueblo de la provincia de Zamora (España).

El pasado 27 de septiembre, la asociación RedUNE –que coordina y ayuda a víctimas del fenómeno sectario– ha publicado en uno de sus blogs asociados el testimonio de una familia española que se ha visto afectada por el llamado “Santuario de la Dama Blanca”, un centro de meditación de clara identidad New Age, ubicado en un pequeño pueblo de la España rural de apenas 145 habitantes: Luelmo, en la comarca de Sayago de la provincia de Zamora.

Lo que parecía ser un simple retiro se convirtió en el mayor sufrimiento de esta familia. En efecto: “nuestra hermana era una persona amable y dispuesta a ayudar a los demás” -denuncian-, pero, tras adherirse a ese grupo, “corta cualquier vínculo y relación tajantemente y de forma fría con todas sus amistades”. No sólo eso: según su familia, “desaparece de nuestras vidas, pasan días sin noticias de ella y pronto se convierten en semanas y meses”.

RedUNE, que está ayudando a esta y a otras familias afectadas por la líder de ese “santuario”, Belén de la Paz, resume así el modus operandi de la secta: “ir captando a personas vulnerables con el objetivo de ir ampliando su espacio con el reclutamiento de familiares, amistades, etc., para mantener una estructura sectaria y económica con métodos coercitivos”.

Blasfemia y sacrilegio: Usar como señuelo a la Virgen de Fátima

Nos encontramos ante lo que ya es un modelo clásico en nuestras sociedades globalizadas y sostenidas por las nuevas tecnologías: una autoproclamada “maestra espiritual” que, desde un lugar insignificante para el mundo, es capaz de aglutinar a un grupo de adeptos, que acuden a ella atraídos por su supuesta excepcionalidad. En concreto, ésta se hace llamar “Belén de la Paz”, aunque su nombre esotérico completo que publicita es, a día de hoy, Belén de la Paz Jai Mataji Mahavatar Gurú Devi.

Se observa, desde su mismo nombre, la atracción por la terminología oriental –en concreto, de inspiración hindú, con términos sánscritos–, pero insiste en utilizar iconografía cristiana y mariana, sobre todo lo relativo a Nuestra Señora de Fátima.

Belén de la Paz, además, asegura realizar “canalizaciones” de la Virgen de Fátima, que se manifestaría a través de ella con largos mensajes y en un complicado lenguaje esotérico, que nada tiene que ver con las revelaciones marianas, ni la fe de la Iglesia.

Otro ejemplo curioso: la atrevida gurú insiste en informar de que logró la legalización como asociación “el día 27 de abril de 2015, día de la Virgen de Montserrat”. Y añade que “Lourdes y la Sagrada Montaña de Montserrat están totalmente conectadas con la Ciudad de Luz de Fátima”. En otras ocasiones también ha empleado imágenes de la Virgen de Guadalupe, seguramente con el fin de atraer a adeptos de Iberoamérica.

Siguiendo con la interpretación simbólica y esotérica (en realidad, no cristiana, a pesar de las apariencias), como el número que le dieron en el Registro Nacional de Asociaciones –dependiente del Ministerio del Interior– fue el 607668, Belén de la Paz hace la suma de sus cifras, un procedimiento común de la numerología (una de las más populares “ciencias ocultas”), para llegar al 33, “el número maestro de la energía Crística, de la energía del Cristo, de la energía pura cristalina de luz”, publicita. Por lo que, añade la líder sectaria, “aquí se puede ver sin lugar a dudas la intervención de la mano Divina”.

¿Quién es Belén de la Paz?

Aunque no da a conocer su verdadera identidad, la gurú sí presenta su curriculum vitae… que no tiene desperdicio. Una ensalada de pseudoterapias y técnicas esotéricas propia de una mentalidad New Age desbocada. El listado de su portal web afirma que es maestra de tarot y astrología desde hace más de 30 años, maestra de reiki y, entre otras cosas, experta en simbología e interpretación de los sueños, sanación por arquetipos, terapia de polaridad, rebirthing, visión y terapia aural, modulación psicotensérgica, terapia de canales y flores de Bach.

Cuando abrió su primer blog con el nombre de Belén de la Paz en el año 2012, presentaba una limitada oferta, típica de tantos gurús New Age: lecturas del alma, sanaciones, canalizaciones… y viajes organizados a Fátima. Estas excursiones las publicitaba como “viajes internos canalizados por la Gran Madre”. Lo que en este contexto significaría otra blasfemia más: considerar a la Virgen María una expresión de la divinidad femenina.

Lo vemos en el herético reclamo que usa para viajar al popular santuario mariano portugués: “allí nos espera la Virgen de Fátima, la Gran Madre, la Gran Sacerdotisa que todo lo abarca, lo abraza, lo transforma y lo sana”. Porque la excursión serviría, según la gurú, “para conectarse, aprovechar, nutrirse, curarse, sanarse, alinearse y liberarse con las energías y los códigos de la perfecta salud activadas en esta ciudad de luz”, refiriéndose a Fátima.

Lobo con piel oveja

Su publicitado “Santuario de la Dama Blanca” tendría como propósito la “salud integral”, según afirma. ¿Qué quiere decir esto? Lo explica así: “la toma de conciencia del origen de todo aquello que enferma y distorsiona”. Y esto es lo que ofrece a quienes la sigan: “aquí podrás encontrar el origen y por tanto la eliminación y sanación definitiva de todos los condicionamientos y encadenamientos que crean la rueda de dolor, enfermedad y sufrimientos”.

Es claro que, después de haber visto su curriculum repleto de pseudoterapias, podemos temernos lo peor. Porque tras estas bellas palabras se oculta un riesgo gravísimo para sus adeptos, que se verán condicionados a depositar en Belén de la Paz todo lo relativo a cuestiones de salud, ya que promete esa sanación integral de tipo espiritual. Porque, además, habla de un “efecto rebote” milagroso en aquellos que sigan sus dictados, dado que su entorno más próximo “recibirá indirectamente los beneficios de su sanación y liberación, para así ayudar a restaurar la salud ante cualquier enfermedad física y psicológica”. Típica estrategia de manipulación de quienes lideran las sectas.

El lugar que llama “santuario”, situado en Luelmo, tendría así propiedades curativas: “la persona que venga a este lugar, dadas sus condiciones energéticas de alta vibración, curación y elevación, tendrá cambios y saltos cuánticos que cambiarán su vida para siempre”. Algo que detalla a continuación: “la aceleración de la activación del cuerpo de luz y, por tanto, de la elevación del ser, es la finalidad última de un proceso de sanación y liberación, y que aquí se potenciará y acelerará para que el proceso sea más rápido y consciente”. Un lenguaje propio de la Nueva Era para engañar a las personas aprovechándose de enfermedades, crisis y otras vulnerabilidades.

De hecho, periódicamente convoca a encuentros de sanación, donde afirma que se producen “sanaciones y curaciones espontáneas”. Se trata de fechas determinadas que, según Belén de la Paz, están cargadas de simbolismo y de energía. En una de estas ocasiones, por ejemplo, aseguraba que “habrá una apertura tan grande y expansión de este Rayo de luz que podréis beneficiaros de todos sus beneficios, entre ellos el de la sanación tanto a nivel físico como a nivel de alma”.

Un importante motor:

Si algo destaca con mucha frecuencia en su página web es la llamada a hacer donaciones. La autodenominada “asociación sin ánimo de lucro” lanzó en el año 2015 su proyecto Corazón Cristal. En su página web decía entonces lo siguiente: “se necesita vuestra buena voluntad y vuestros valiosos donativos para seguir con el proyecto” -del santuario- donde las personas “puedan venir a sanar y a recibir las sanaciones, liberaciones y transformaciones a todos los niveles, tanto a nivel físico, psíquico y energético”.

En años recientes, desde su Canal en Youtube, Belén de la Paz pide reiteradamente en sus videos donativos para su “Asociación sin ánimo de lucro Corazón de Fátima”. Puede observarse que, al pedir donativos, insiste una y otra vez en el adjetivo “valiosos” además de abusar usando el nombre “Fátima”. Efectivamente, dice: “necesitamos vuestros valiosos donativos para esta tarea y proyecto que viene de arriba, desde lo más elevado, para ir dándole forma aquí en la tierra”.

En principio, parece que no se indican cantidades concretas. Pero si uno se fija en la URL de la sección de la página web que insiste en la cuestión económica, queda claro en el título inicial (de lo que era en origen un blog construido con WordPress) lo que Belén de la Paz pide a sus adeptos y simpatizantes: “Por favor, necesitamos 350.000 euros en donativos para el inicio del proyecto sin ánimo de lucro Corazón en Fátima”. Una curiosa forma de llevar a la práctica esa pretendida ausencia de interés en el enriquecimiento, ¿verdad?

Total
0
Shares
Artículos relacionados
El alcalde de Ciudad Real, concejales y Guardia Civil en la misa y procesión de la Virgen de la Cabeza
Leer más

Autoridades públicas en actos religiosos

De España: De otros países:
Total
0
Share