Asóciate
Participa

¿Quieres participar?

Estas son algunas maneras para colaborar con el movimiento laicista:

  1. Difundiendo nuestras campañas.
  2. Asociándote a Europa Laica.
  3. Compartiendo contenido relevante.
  4. Formando parte de la red de observadores.
  5. Colaborando económicamente.

Ayuso concederá ayudas a familias que ganan más de 100.000 euros para centros privados: “No son becas”

Los límites máximos de renta aumentan casi un 260% para Bachillerato y un 80% para FP

El nuevo sistema de becas de la Comunidad de Madrid facilita que aquellas parejas que tienen un hijo e ingresan hasta 107.739 euros puedan optar a la ayuda para cursar en centros privados la Educación Infantil, el Bachillerato o la Formación Profesional (FP). Asimismo, las parejas con dos niños cuyos ingresos sean de 143.652 euros podrán también servirse de ellas, lo mismo que las que tengan tres hijos y sus ingresos sean de 179.565 euros. Estas son parciales, por lo que no cubren el total de los estudios.

El Gobierno regional defiende que beneficiarán a más de 60.000 alumnos y que “favorecerá la libertad de elección educativa”, tal y como cuenta El País. Asimismo, el Ejecutivo de Isabel Díaz Ayuso ha incrementado el límite de renta de las familias que entran dentro del baremo basándose en el PIB per cápita de la autonomía, que en 2019 se situaba en 35.913 euros. Los populares exponen igualmente que a pesar de flexibilizar el sistema de ayudas, priorizarán a aquellas familias que tengan ingresos más bajos.

Antes de la transformación, el límite era de 30.000 euros para las personas que cursaban en centros de carácter no público Bachillerato, 60.000 para los estudiantes de FP y 75.000 para los de Educación Infantil. Además, con respecto al curso pasado los límites máximos de renta en el año aumentan en casi un 260% para Bachillerato, en un 80% para FP -según datos aportados por Comisiones Obreras (CCOO) a este medio- y en más de un 40% en Educación Infantil.

“Paguita” a las familias más pudientes

La oposición lamenta la nueva medida de la presidenta regional y subraya que va en la línea de lo que viene haciendo desde que llegara a Sol.  En este sentido, la líder de Más Madrid, Mónica García, asegura que es el impuesto propio de la Comunidad de Madrid: “Es sacar dinero del bolsillo de las familias vulnerables para subvencionar la educación privada de las familias ricas”.

A su vez, la política progresista lamenta que la lideresa del Ejecutivo “que cierra escuelas infantiles y centros de salud” le da “una paguita” a esas familias que tienen rentas de más de 100.000 euros para poderse pagar el Bachillerato privado. En esa línea, García asegura que esto último refleja el modus operandi de Ayuso “en tres pasos” que pasan por “suprimir impuestos a los ricos, cargarse lo público y con lo poco que queda se lo devuelvo a los ricos en forma de ayuda”.

25.000 jóvenes sin plaza en FP

Por su parte, Juan Lobato, líder del PSOE-M, asegura que las familias a las que va dirigida la medida representan el 3% o el 4% de la población total de Madrid: “El problema está en los 25.000 chavales que han querido hacer FP en la Formación Profesional Pública y les ha dado con la puerta en las narices. A ver si afinamos el tiro y nos damos cuenta de dónde está de verdad el problema y dónde está la solución, que pasa por poner más plazas y no en dar becas a familias de 140.000 euros”.

Financiación a colegios del Opus

El mismo hecho recuerda Agustín Moreno, portavoz de Educación de Unidas Podemos, mientras destaca que el porcentaje de alumnos matriculados en Madrid es de un 60% en la privada frente a un 40% en la pública, siendo esta última la menor cifra de Europa: “Esto incrementa aún más esa disparidad”.

“Estamos hablando de casi 140 millones de euros al año. Ahí hay que sumarle los 46 millones que le está dando el Gobierno de la Comunidad anualmente a 17 colegios mayoritariamente del Opus que segrega por sexos, algo que la ley no permite”, expone. “Y luego también dan a empresas privadas que muchas veces tienen fondos buitre”, añade en un hecho que califica de “privatización salvaje” y que, asegura llevan “meses denunciando“. “Estamos estudiando qué se puede hacer jurídicamente”, cuenta a ElPlural.com.

Los sindicatos muestran de la misma manera su descontento. CCOO revela, por medio de su secretaria general, Isabel Galvín, que esto “no son becas, sino ayudas para el copago que acaban llenando los bolsillos de unas pocas empresas privadas y que dejan fuera a las familias que realmente necesitan esa ayuda”.

“Si subes el umbral de quienes la perciben se convierte directamente en un cheque para financiar la educación privada”, asegura a la vez que lamenta que la decisión no hace sino “financiar la equidad y promover la desigualdad entre madrileños”.

Desde el agente social se hace especial hincapié en la necesidad de invertir más en Educación para fomentar del mismo modo que los profesionales trabajen, y es que según un informe que el sindicato se encuentra actualizando, la Comunidad ha perdido 65 docentes solamente en Bachillerato.

Total
2
Shares
Artículos relacionados
Total
2
Share