Victorino Mayoral pide nueva ley Libertad Religiosa para garantizar igualdad

El presidente de la Fundación Cives, Victorino Mayoral, abogó hoy por una nueva ley de Libertad Religiosa que supere las situaciones de desigualdad entre las distintas religiones y creencias, que garantice el derecho a apostatar y de la que desaparezca el principio de notorio arraigo.

Victorino Mayoral presentó esta tarde en Madrid la 'Cátedra Emilio Castelar sobre laicidad y ciudadanía', creada conjuntamente con el Ateneo de Madrid, con el objetivo de abrir un nuevo espacio público de debate, de reflexión y formación, abierto y plural que aborde el tratamiento de los más importantes problemas de actualidad que afectan a la sociedad española.

No se trata solo de hablar de temas confesionales o de religión, dijo, sino de interculturalidad, libertad de información y de expresión, desarrollo de la ciudadanía en el ámbito de los servicios públicos, eutanasia, cuidados paliativos, educación para la ciudadanía, participación política, y cuestiones de ámbito específicamente cívico.

Mayoral criticó las desigualdades de trato que todavía se aplican a los ciudadanos españoles por motivos religiosos y que son verificables simplemente comparando los textos donde figuran los derechos que tiene reconocidos la Iglesia católica por los acuerdos de 1979, y los de otras confesiones en función de sus convenios de cooperación, afirmó.

Existen religiones de primera, segunda y tercera categoría, agregó, en función de los acuerdos y convenios suscritos, y eso genera una serie de diferencias de trato que afectan a la enseñanza, la asistencia religiosa en las Fuerzas Armadas, prisiones, hospitales, servicios sociales, la financiación presupuestaria, la fiscalidad, los ceremoniales de Estado, etc.

Para el presidente de Cives, 'hoy en España y pese a que las libertades de conciencia, religión y culto están razonablemente garantizadas por la Constitución, sin embargo, el ejercicio de este derecho civil fundamental sufre todavía importantes limitaciones, a causa del trato desigual que reciben las distintas creencias y confesiones no católicas'.

Es necesaria, por tanto, dijo Victorino Mayoral, una nueva Ley de Libertad Religiosa y de Conciencia que deberá completar 'el desarrollo del marco de libertades propio de la laicidad positiva que recoge nuestra Constitución, tutelando abiertamente el pluralismo religioso y moral de una sociedad libre, como es hoy la española'.

En el acto, celebrado en la sede del Ateneo madrileño, participaron también el vicepresidente de esta institución, Javier García Núñez; el presidente de la sección de Ciencias de la Educación del Ateneo, Jaime Ruiz, y los catedráticos de sociología y derecho eclesiástico del Estado, Alfonso Pérez-Agote y Oscar Celador, respectivamente.

Los dos catedráticos intervinieron como ponentes en una mesa redonda en torno a la actual ley de Libertad Religiosa y su adecuación a un Estado laico'.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...