Varios concejales representan al Ayuntamiento de Sevilla en la “Procesión de la Espada” del Rey San Fernando, un año más, en la Catedral

En el interior de la Catedral de Sevilla, se realizó la procesión de Tercia o la “Procesión de la Espada”, en el Solemne día de San Clemente, y la posterior eucaristía que tradicionalmente se celebra en el altar Mayor. Sevilla es la Ciudad de los ritos, cargada de tradiciones derivadas de la conmemoración de la conquista en 1248 por Fernando III, el Rey Santo. Manda esta misma tradición que el alcalde porte la espada del Rey San Fernando, llamada lobera, con motivo de la tradicional procesión por las naves interior de la Catedral.

Pero este año el alcalde Juan Espada Cejas, faltó a la cita y fue el concejal que mejor encaja en estos ritos antiguos locales, el delegado de Fiestas Mayores y delegado de Seguridad, Juan Carlos Cabrera Valera, el que ocupó su puesto, algo que sucede con mucha frecuencia en este tipo de celebraciones. Juan Espada tenía justificada su ausencia, estaba en el foro de ciudades que se ha organizado en Fibes. Tampoco estuvo el arzobispo sevillano Juan José Asenjo.

Esta procesión se formó junto al monumento a Cristóbal Colón y estuvo formada por las representaciones de la Casa de Castilla y León, el Cabildo de Alfonso X “El Sabio”, la Orden de San Clemente, el Cabildo Catedral y el Cabildo Municipal. Al llegar a la Capilla Real se hizo entrega al alcalde o su representante, de la espada de San Fernando y al concejal más joven, el pendón, que en esta edición fue para el concejal Francisco Javier Moyano González de Ciudadanos, que fue el encargado de portar el emblema. Posteriormente continuó la procesión por las últimas naves catedralicias, para celebrar la Eucaristía en el Altar Mayor. Al finalizar la misa la espada y el pendón retornaron a la Capilla Real.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...