Unos alumnos en Las Palmas son obligados a acudir a clase de religión porque la madre olvidó cambiar su opción en el periodo de matrícula

La dirección del cenro alega que mantiene la opción del curso anterior

Son los padres de los alumnos que quieren dar religión los que tienen que realizar el escrito pidiendo tales clases, aunque haya instrucciones de las Delegaciones de Educación que contemplen esa opción de mantener la primera opción mientras no haya cambio expreso en el periodo de matricula.

Sin embargo ninguna cuestión organizativa y unas simples instrucciones, que pretenden facilitar la organización de los grupos, pueden limitar el derecho fundamental de libertad de religión o de libertad de elección de los padres sobre el tipo de formación religiosa o moral que han de recibir sus hijos, como contempla el artículo 27 de la Constitución y la propia Ley Orgánica de Educación (LOE) y sus decretos de desarrollo.

Comete pues el centro y su director un deliteo contra tales libertades, que no pueden estar limitadas por simples normas de funcionamiento, y vulnera los derechos fundamentales de una madre y sus dos hijos al forzar su permanencia en las clases de religión.

Por ello desde el Observatorio se denunciará el caso, si no se resuelve tras los trámites con los que se ha orientado a la madres afectada. Igualmente le hemos planteado que de no resolverse la situación y ser posible que retire a sus hijos de dicha clase y presene denuncia cada día que esto ocurra.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...