«Unid@s se puede» de La Laguna pide avanzar hacia la laicidad de las ceremonias oficiales municipales.

Afirman que no es un menoscabo a las tradiciones religiosas del municipio, que consideran elementos de identidad colectiva, patrimonio cultural y de una religiosidad popular

La candidatura de unidad popular lagunera en la que participan personas de diferentes colectivos sociales y militantes de organizaciones como Podemos, Izquierda Unida, Sí se puede y Equo, cree que es necesario avanzar en la laicidad de las ceremonias oficiales municipales.

Para el concejal de Unid@s se puede, Rubens Ascanio, es necesario que desde los municipios se haga un esfuerzo real en avanzar a una laicidad positiva, que no implica anticlericalismo, que se basa en el respeto a la diversidad de creencias de nuestra sociedad, desde el respeto a todas. En este sentido defienden que en actos como en la toma de posesión de los nuevos ediles se establezca la posibilidad de que aquellos que lo deseen puedan realizar su promesa sin símbolos de una determinada religión.

“Nuestra propuesta no es un menoscabo a las tradiciones religiosas del municipio, que existen y que respetamos como elementos de identidad colectiva, patrimonio cultural y de una religiosidad popular que forma parte de nuestra historia, es una  iniciativa que nace precisamente desde el respeto a la diversidad”, manifiesta. El edil de Unid@s se puede cree que el uso político que en ocasiones se hace de estas tradiciones “resulta más irrespetuoso para las personas creyentes”.

Ascanio considera que “en un municipio del siglo XXI, en una sociedad abierta y plural como la lagunera, no cabe que los actos oficiales e institucionales mantengan determinados símbolos religiosos como elemento destacado, un elemento que contradice el principio de aconfesionalidad recogido en la Constitución”.

“El Ayuntamiento no puede mantener, por una supuesta tradición impuesta por la costumbre, unos usos que chocan con la realidad de nuestro municipio, donde cohabitan creyentes en multitud de religiones con personas que no creen o son agnósticas”, manifiesta.

En la candidatura de unidad popular entienden que los actos institucionales “deben tener como protagonistas a la ciudadanía y a las instituciones democráticas, no a una determinada religión o concepción de la realidad”. A este respecto indican que multitud de instituciones han abordado este debate, “asumiendo la necesidad de actualizar numerosos actos públicos desde el respeto a las diferentes creencias y apostando por una clara laicidad”.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...