Una plataforma asegura que dos centros facilitan la objeción a EpC

El colectivo conservador HazteOir, defensor acérrimo de quienes se oponen a la asignatura, sitúa al IES Alhendín entre los «enemigos» de los padres objetores.

Algunos siguen empeñados en mantener el cerco y la vigilancia sobre los centros educativos que imparten Educación para la Ciudadanía (EpC). La plataforma HazteOir.org, una de las más acérrimas defensoras de practicar la objeción de conciencia contra la asignatura, mantiene colgado en internet el ‘Ranking de centros docentes según su actitud ante la objeción a EpC’, un listado de elaboración propia en el que aparecen los colegios e institutos que, según su opinión , favorecen, se mantienen neutrales o son ‘enemigos’ de los padres que desean objetar.

Entre los 124 centros de toda España que, según Hazte- Oir.org., “facilitan o promueven la objeción de conciencia de padres contra EpC y prestan a los hijos una adecuada atención educativa” aparecen dos colegios granadinos, el Regina Mundi, privado y gestionado por la orden de las Hijas de la Caridad, y el Cerrillo de Maracena, concertado.

El listado, que fue actualizado el sábado por esta plataforma de marcado carácter conservador, se basa en los datos que aportan las propias familias objetoras. Quizás esta circunstancia explique que en la lista, que incluye 223 colegios, aparezcan mayoritariamente centro educativos de carácter privado y religioso. La escuela pública está mucho menos representada, salvo casos contados como el del instituto de Alhendín.

Este centro de Secundaria forma parte de los ‘malos’, es decir, de los 35 centros educativos españoles a los que Hazte- Oir.org acusa de “pretenden impedir, en algunos casos incluso por medio de mentiras, presiones y coacciones, la objeción de los padres a la asignatura”.

Antecedentes. La aparición del IES Alhendín como único ‘rebelde’ en la provincia podría tener su origen hace justamente un año, cuando la Federación Católica de Madres y Padres de Alumnos de Granada acusó al instituto de plantear la expulsión de un alumno objetor de 3º de ESO por no acudir a las clases de esta asignatura.

El director del IES, José Forte, negó entonces que el centro tuviese intención de expulsar al joven, aunque matizó que si el número de partes por inasistencia seguía aumentando “podría perder su derecho a la evaluación continua”.

El ranking, que la plataforma tiene intención de seguir publicando y actualizando con los escritos que les manden los padres, cita a otros 164 colegios e institutos españoles que “se limitan a no poner trabas a los padres objetores y no se resisten a atender adecuadamente a sus hijos durante las horas en los que los demás alumnos reciben enseñanzas de Educación para la Ciudadanía”.

En este grupo tan sólo hay un representante granadino. Se trata del colegio Mulhacén, que está vinculado al Opus Dei.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...