Una juez ordena el inicio de los juicios por 42 casos de abusos sexuales por parte de curas en San Diego

La archidiócesis católica de Los Ángeles llegó a un acuerdo con las víctimas de supuestos abusos sexuales infantiles por parte de sacerdotes, según el cual la citada jurisdicción en EE.UU. abonaría entre 600 y 650 millones de dó

Se espera que el acuerdo entre los alrededor de 500 demandantes y los abogados de la archidiócesis se anuncie formalmente este lunes, según informaron hoy varios medios de comunicación digitales estadounidenses.

En el momento en que se formalice, la cifra acordada sería la más alta que pagará la Iglesia Católica de Estados Unidos en demandas presentadas en los últimos años por abusos sexuales cometidos por curas en varias diócesis de EE.UU., según las citadas fuentes.

De más de 5.000 sacerdotes que sirvieron en la archidiócesis de Los Ángeles entre 1930 y 2003, 113 fueron acusados de abuso, según el Informe Oficial del Pueblo de Dios de la archidiócesis de Los Ángeles, publicado en febrero de 2004.

Del total de sacerdotes acusados 43 ya murieron, 54 ya no son sacerdotes y 16 permanecían en el ministerio. Del último grupo, en 12 casos no se encontraron pruebas suficientes para declarar abuso y sólo cuatro han sido suspendidos y enfrentan juicios.

Los alrededor de 500 demandantes recibirán de media entre 1,2 millones y 1,3 millones de dólares cada uno, según estipula el acuerdo.

El pacto también prevé que se difundan algunos documentos privados de la archidiócesis relacionados con el caso.

Algunos detalles del acuerdo se terminarán de limar este fin de semana.

La archidiócesis revisó en octubre de 2005 la guía de políticas para adultos que se relacionan con menores en actividades de la archidiócesis.

La misma comprende 17 puntos que marcan el comportamiento que cualquier adulto que trabaje o sea voluntario en la archidiócesis debe seguir al interactuar con menores.

La diócesis estadounidense de Orange (California) alcanzó en 2004 un acuerdo para pagar 100 millones de dólares en 2004 a unas 90 víctimas de abusos sexuales atribuidos a sacerdotes y empleados, lo que la sitúa en segundo lugar en lo que a cuantías millonarias se refiere.

Después de las primeras demandas por ese tipo de delitos, en Boston 2002, se han presentado miles de nuevos casos de abuso sexual en niños y jóvenes contra varias diócesis a través de todo el país.

Estas se han visto obligadas a pagar sumas millonarias en acuerdos alcanzados con las víctimas fuera de los tribunales.

El último acuerdo fue alcanzado la semana pasada por la archidiócesis de Portland que pactó abonar 48 millones de dólares a 150 víctimas.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...