Un monje participará en el funeral laico de Santamaria

Santi Santamaria será despedido hoy en Sant Celoni en una ceremonia laica en la que participará Aureli Argemí, fraile del monasterio de Montserrat. Así lo habría querido el cocinero catalán, al que, paradójicamente, no le gustaba nada que tuviera que ver con la iglesia. Sin embargo, este monje era uno de sus grandes amigos, igual que el escritor Emili Teixidor, que glosará su figura durante la ceremonia de esta tarde que tendrá lugar en el Teatro Municipal Ateneu de su población natal antes de ser incinerado. Ayer, 24 después de conocerse la noticia de su fallecimiento por un infarto de miocardio según la autopsia, seguían registrándose muestras de consternación y reconocimiento por el repentino final del jefe de Can Fabes.

Xavier Pellicer, su socio y mano derecha en el restaurante vallesano, tenía más de 500 mensajes en su móvil. El buzón estaba lleno, de tal modo que resultaba casi imposible comunicarse con él. Aún así, tuvo tiempo de reiterar la intención de su equipo de seguir con el restaurante, que cerrará hoy hasta la semana que viene. «Can Fabes tiene casi 30 años, no se puede borrar de golpe». Ayer, de hecho, abrió, como lo hicieron los otros siete restaurantes de Santamaria en el mundo, en una decisión consensuada por los 170 trabajadores de la empresa. «Conociendo a Santi, esto sería lo que habría querido. Era un luchador, nos decía que no se debía parar nada, que fuéramos fuertes», recordó Pellicer.

Regina, la hija del chef que dirigía desde hacía unos meses el restaurante Santi de Singapur donde murió su padre, comunicó en una nota que, «a pesar de la gran tristeza que siento, encontraré la fuerza para seguir llevando el negocio», en referencia al local asiático.

El cuerpo de Santamaria llegará esta mañana a Sant Celoni. La capilla ardiente se abrirá en el mismo teatro al mediodía para que sus paisanos puedan despedirse de él. El ayuntamiento de la localidad decretó en un pleno extraordinario 24 horas de duelo oficial por una de las personas que más ha contribuido a situar el nombre del municipio en el mundo con su trabajo «visionario, creativo y entusiasta», según el comunicado que difundió. El alcalde de Sant Celoni, Francesc Deulofeu, destacó su carácter «fuerte» y la defensa «valiente» de sus principios a través de «espíritu de trabajo, creatividad y visión de futuro».

También el Fòrum Gastronòmic de Girona, que se celebrará entre el lunes y el miércoles próximos, le brindará un reconocimiento. Antes de la ponencia inaugural de Ferran Adrià se le dedicará un minuto de silencio. Además, habrá proyecciones de forma permanente como muestra del sentimiento de pena que siente el mundo de la gastronomía.

«VAMOS RESISTIENDO» / En la memoria quedarán las últimas imágenes de Santamaria pocos minutos antes de fallecer, que ayer emitió TV-3. El chef recibía en el Santi a periodistas de todo el mundo que habían viajado a Singapur para conocer los restaurantes que siete afamados cocineros han abierto allí. «¿Qué tal, Santi?», le preguntaron. «Vamos resistiendo», sonrió, con aspecto cansado pero satisfecho, a la entrada del local.

Luego, en una frase que hoy hiela la sangre conocido su fatal destino, explicaba a unos reporteros la filosofía y el funcionamiento del restaurante: «La cocina es como un corazón. Bum, bum. Si late bien, el cuerpo funciona; si no late bien…».

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...