Un fiscal de Irán pide la pena de muerte para un ‘bloguero’

Acusado de colaboración con gobiernos enemigos, propaganda contra la República Islámica, blasfemia,…

Hossein Derakhshan, Hoder, considerado el padre de los blogueros iraníes, ha vuelto a la Red después de casi dos años de obligado silencio. Sus amigos y colegas se han movilizado ante la noticia de que el fiscal de Teherán ha solicitado para él la pena de muerte al final del juicio al que se le ha sometido a puerta cerrada. La Campaña para la Liberación de Hoder, como firmaba su bitácora, ha lanzado una petición al primer ministro de Canadá, ya que el bloguero tiene doble nacionalidad, y pide a los periodistas que entrevisten al presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, durante su visita a la ONU que le pregunten por su caso (http://freehoder.wordpress.com/author/hderakhshan/).

Derakhshan, de 35 años, fue detenido el 1 de noviembre de 2008 en su casa de Teherán, poco después de haber regresado tras vivir ocho años en Canadá. Aunque las autoridades nunca explicaron el motivo de su encarcelamiento, hubo rumores de que podía estar relacionado con el hecho de que hubiera viajado a Israel, un país con el que Irán no tiene relaciones diplomáticas. Eso hizo temer que fuera procesado por espionaje. Sin embargo, los datos que se han filtrado ahora indican que está acusado de "colaboración con gobiernos enemigos, propaganda contra la República Islámica, blasfemia y creación y dirección de páginas web vulgares y obscenas".

Durante los meses previos a su regreso a Irán, Hoder había temperado sus ataques al régimen islámico. No está claro si fruto de una evolución personal o de presiones sobre su familia. El caso es que las autoridades no han olvidado su actitud crítica anterior ni que su traducción al persa de un programa para crear blogs sirvió de ayuda para que miles de iraníes se lanzaran a escribir bitácoras. Llegó a haber cerca de 100.000. Y su blog, Editor: Myself, se convirtió en un ejemplo entre quienes buscaban una alternativa a la censura de los medios de comunicación de este país.

Aunque el presidente Ahmadineyad dispone de su propio blog (ahmadinejad.ir) y hasta los clérigos de Qom usan Internet para difundir su mensaje, los dirigentes parecen temer que la libertad de expresión mine su control del poder. Numerosos blogueros han sido detenidos a causa de las opiniones vertidas en sus diarios digitales. En marzo de 2009, uno de ellos, Omid Reza Mir Sayafi, murió bajo custodia policial. En la actualidad, al menos tres se encuentran encarcelados: Bahman Ahmadi, Jila Baniyaghoub y Hengameh Shahidi, esta última con graves problemas de salud.

Archivos de imagen relacionados

  • bloguero_irani_Hoder
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...