Solo el PP defiende la prohibición estatal del «burka»

El PSOE presenta, con el apoyo de todos los grupos del Senado menos el PP, su propuesta alternativa a la moción 'popular' que descarta el veto y propone utilizar las leyes actuales para combatir una práctica "discriminatoria"

El PSOE ha registrado este mediodía en el Senado su propuesta alternativa a la moción planteada por el PP para pedir una prohibición del velo integral de las mujeres musulmanas a nivel estatal. Tras una semana de negociaciones con todos los grupos, y forzado a entrar en un debate incómodo y que no considera prioritario, el PSOE propone que se utilicen las leyes actuales para combatir esta práctica "discriminatoria", pero descarta una mayor regulación. La propuesta va firmada por todos los grupos menos el PP y será debatida y votada mañana miércoles por la mañana.

Tras multiplicarse los movimientos de todos los partidos catalanes a nivel municipal para sacar ordenanzas de prohibición del burka, una práctica especialmente extendida entre la comunidad musulmana de Oriente Medio afincada en Cataluña, la senadora del PP y presidenta de su partido en esa comunidad, Alicia Sánchez-Camacho, presentó una moción (propuesta política sin valor jurídico, que simplemente impulsa la acción del Gobierno en una dirección) para prohibir el burka desde una ley estatal.

La propuesta fue inmediatamente descalificada como demagógica y electoralista por el PSOE. Sin embargo, obligaba a tomar una posición política sobre el asunto. Especialmente después de que una senadora del PSC y alcaldesa de Cunit, Judith Alberich, declarara que pretendía una legislación similar. Alberich fue desautorizada por su propio partido, que ahora toma por fin una posición sobre el tema.

El PSOE ha logrado la firma de todos los demás grupos de la Cámara alta para su moción alternativa, por lo que el PP se quedará solo si de aquí a mañana insiste en pedir una prohibición. En la moción, los grupos expresan su "rotundo rechazo a cualquier uso, costumbre o práctica discriminatoria y limitadora de la libertad de las mujeres, como el burka y el niqab".

En consecuencia, pide al Gobierno cuatro puntos de actuación. Primero, "seguir colaborando con las comunidades musulmanas" para impulsar la integración. Segundo, "fomentar la educación en el respeto a la dignidad personal y la igualdad entre hombres y mujeres". Tercero, "impulsar acciones de sensibilización y formación de los colectivos sociales" sobre el respeto a la mujer. Por último, la frase que supone una verdadera alternativa al PP es la que pide: "Utilizar todas las facultades que otorga nuestro ordenamiento jurídico, en el que ya se recogen los instrumentos necesarios para dar una respuesta adecuada al uso del velo integral, en orden a garantizar la igualdad, la libertad y la seguridad".

Por la mañana, durante un reunión con su grupo parlamentario, la senadora y número tres del PSOE, Leire Pajín, ha anticipado el debate de mañana rechazando la autoridad del PP para acusar a nadie de no defender a las mujeres. "No vamos a permitir que un dirigente del PP dé lecciones de dignidad al PSOE", ha señalado, y ha calificado el burka de "cárcel de tela que estigmatiza a las mujeres". Pajín se ha reafirmado en la idea de que no existe un problema social con el burka y que su uso es extremadamente minoritario. "La demagogia de algunos grupos [el PP] echa por tierra meses de trabajo [en los ayuntamientos]", ha dicho Pajín a los senadores socialistas.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...