Semana Santa, valor calculable

La Semana Santa de la calle, la de las procesiones y cofradías, tiene un valor incalculable en el aspecto de fe y religiosidad popular. Igualmente es incalculable su valor como fuente de emociones y goce para los sentidos. Tampoco se puede concretar en una medida su indudable aportación a la historia, a la cultura y al patrimonio cordobés. Sin embargo sí se puede valorar su efecto social y económico sobre la ciudad, siempre comentado, pero nunca concretado hasta ahora
La Agrupación de Hermandades y Cofradías encargó y acaba de presentar el informe «Efectos socioeconómicos de la Semana Santa en la ciudad de Córdoba», elaborado por la empresa Analistas Económicos de Andalucía. Se trata de un riguroso estudio de 170 páginas, realizado a partir de datos servidos por el Ayuntamiento, el Consorcio de Turismo, la Cámara de Comercio, Hostecor y las propias hermandades y patrocinado por Unicaja. Estos son sus diez datos más destacables.
Un total de 810.000 personas acuden desde el Domingo de Ramos al de Resurrección a ver procesiones en Córdoba. De ellos 86.000 son turistas.
La estancia media en los hoteles cordobeses triplica durante esos días la media del resto del año y el gasto es un 20 por ciento superior a la media anual.
La visita a monumentos y museos en la ciudad se incrementa un 50 por ciento respecto a la media anual y supera la del mes de mayo, festivo cordobés por antonomasia.
La Semana Santa cordobesa genera 1.682 puestos de trabajo, entre artesanos, tallistas, restauradores y sector servicios.
La Semana Santa mueve 42 millones de euros entre las cantidades que movilizan los cofrades (4,8 millones), el público asistente (24,4) y los efectos inducidos (12,8).
Turistas y visitantes gastan esos días en la ciudad 15,8 millones de euros y los residentes en Córdoba 8,6 millones de euros.
Cada cofradía destina una media de 9.000 euros a obras benéficas (alguna llega a 18.000), siendo su principal destino el Tercer Mundo, seguido de Proyecto Hombre y Cáritas Diocesana.
En ocho días, la Semana Santa cordobesa genera más dinero que en ese mismo período el Museo Guggenheim bilbaíno, la Alhambra y Generalife de Granada o la Semana de Cine de Valladolid.
Un diez por ciento de la población cordobesa pertenece a las treinta y siete hermandades de penitencia, que aglutinan una media de 640 hermanos cada una.
El 98 por ciento de los cordobeses tiene una opinión positiva o muy positiva de la Semana Santa. Entre los que vienen de fuera esos días, un 80.9 por ciento se sienten satisfechos y un 92,2 reconoce que la Semana Santa ha cubierto sus expectativas.
Sin duda, este aspecto de nuestra Semana Mayor no es el principal que mueve a las hermandades, pero resulta un factor decisivo a la hora de poder reclamar un respeto y una posición en nuestra sociedad laica. La presentación del informe tuvo lugar en la ermita de la Candelaria, sede de la Fundación Bodegas Campos, y contó con la presencia del alcalde y del vicario general, en representación del administrador apostólico. Es decir, contó con el respaldo del Ayuntamiento y de la Iglesia, que prologan, además, la publicación.
En ella señala Juan B. Villalba, presidente de la Agrupación de Hermandades y Cofradías: «Este trabajo habrá de sustentar las bases para que en un futuro, esperemos cercano, la sociedad cordobesa, sus instituciones y empresas, reconozcan y apoyen, en su justa medida, el esfuerzo que desde las hermandades, de manera altruista y desinteresada, se realiza a favor de nuestra sociedad». Tomada nota queda.
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...