Semana Santa «por lo civil» en un pueblo de Sevilla

Cambian procesiones por rock, solidaridad con Palestina, libros, chirigotas y flamenco

Desde hace 20 años, Marinaleda vive una “Semana Santa” muy especial. En lugar de procesiones, los marinaleños asisten a conciertos de rock y otros estilos, conferencias sobre solidaridad y civismo espectáculos flamencos. Desde hace 20 años, en Marinaleda la Semana Santa se celebra “por lo civil”, con una gran acogida entre la población

Este año, la Semana Cultural lleva por título “Palestina, el derecho a ser un pueblo”. De lunes a domingo se celebrarán actividades culturales, presentaciones de libros, una marcha en bici a la cooperativa gestionada por jornaleros y actuaciones flamencas y de chirigotas.

Actuaciones
Las convocatorias de la Semana Cultural han incluido al hipnotizador Marcus, las actuaciones flamencas de Antonio Herrera, Tamara Lucio, Elena Morales y Manuel Romero "El Cotorro", un espectáculo del mago Juan Tamariz y la chirigota "Las muchachas del congelao", segundo premio del Carnaval de Cádiz de este año. Además hoy se celebrará una charla coloquio en el Ayuntamiento sobre "Mujeres en el Medio Rural" y pronunciará una conferencia sobre Palestina Mahmud Abdelkader, médico ejerciente en Sevilla y representante de la comunidad palestina en esta provincia.

Libros y conferencias
Para el día de mañana se presentará un libro relacionado con la memoria histórica y la época franquista. Para concluir las actividades, el domingo se celebrará un “Desayuno andaluz” y se recorrerá en bici el camino hasta “El Humoso”, una cooperativa gestionada por jornaleros que “garantiza el pleno empleo en el pueblo”.

Beneficios para una ONG
Las actividades son gratuitas con excepción del plato fuerte del día: el concierto del grupo SKA-P. La colecta de la entrada (5 €) irá destinada íntegramente a financiar vacaciones de niños palestinos en Marinaleda. Los organizadores han habilitado una zona de acampada para los asistentes al concierto, el único que el grupo vallecano dará en Andalucía.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...