Rouco fue advertido de que Hazte Oír podría estar dispuesta a «derramar sangre» por «el reinado de Dios»

Según un informe redactado por López Luengos que fue desmentido tajantemente por los ultracatólicos

Entre marzo y abril de 2010 Fernando López Luengos, antiguo colaborador de Hazte Oír y una de las personas que más se ha movilizado contra la ley del aborto y la asignatura Educación para la Ciudadanía, redactó un exhaustivo informe sobre El Yunque, sociedad paramilitar y de extrema derecha que busca el reinado de Dios en la tierra y lucha contra los homosexuales, ateos, inmigrantes o judíos.  El documento, de 64 páginas, fue presentado a la Conferencia Episcopal para su estudio y análisis, con el objetivo de denunciar los “métodos de control, infiltración y ocultación” que realizan las asociaciones que en su opinión actuarían en España actúan como altavoz de El Yunque.

Juicio contra Hazte Oír
Dicho informe forma parte de la demanda que el 28 de febrero de 2012 se presentó en el Juzgado de Primera Instancia de Madrid contra Hazte Oír, Profesionales por la Ética, la Organización del Bien Común, el Instituto de Política Familiar y la Asociación de Montaña a Contracorriente. Tal y como ha informado ELPLURAL.COM, el pasado martes se inició el juicio en el que se solicita que todas estas asociaciones sean disueltas.

Lo que dice el demandante
Según el demandante, Pedro Leblic, habrían sido creadas para “influir, crear opinión, inducir en las conciencias y manipular a la sociedad española”.  Por su parte, todas las organizaciones citadas en la demanda, negaron en su día cualquier tipo de relación con El Yunque.

En Intereconomía y en el PP
El objetivo que perseguía López Luengo al redactar dicho artículo era describir al presidente de la Conferencia Episcopal, Antonio María Rouco Varela, el particular modo de operar  que tendría El Yunque en España. Para ello, el autor recopiló el testimonio de cerca de cuarenta católicos muy críticos con colectivos como Hazte Oír. En el informe, López Luengo también  alerta de que hay miembros de El Yunque infiltrados en el Grupo Intereconomía y que esta sociedad paramilitar que hace del grito “¡Viva Cristo Rey!” su leitmotiv también se habría introducido con éxito en el Partido Popular.

Pasajes significativos
Aunque se desconoce el contenido completo de dicho informe, ELPLURAL.COM puede reproducir algunos de sus pasajes más significativos debido a que forman parte de la demanda presentada por el abogado Pedro Leblic contra las organizaciones antereirmente citadas. La demanda, a la que tuvo acceso este periódico, califica de “exhaustivo” y “suficientemente descriptivo” el documento elaborado por López Luengo.

Coacciones, agresividad y linchamientos
“El Yunque deja iniciativa y responsabilidad a las personas que colaboran en estas plataformas, siempre que sus acciones coincidan con las de la organización. Cuando ya no coinciden se les coacciona sutilmente para que se quiten de en medio. Si además, discrepan públicamente o delatan la existencia de El Yunque, las reacciones contra ellos son enérgicas y muy agresivas –verbalmente- permitiendo y fomentando su linchamiento. Esta experiencia ha sido una denuncia unánime de buena parte de los testigos de este informe e incluye a plataformas como Hazte Oír”, expone López Luengos en la página 6 de su informe.

Juramento para instaurar el reinado de Dios
Es en la página 15 donde el autor señala el carácter paramilitar de El Yunque. Incluso, Lopez Luengos explica que existe una ceremonia de ingreso muy estricta para aquellos que quieran formar parte del colectivo. En la ceremonia, los nuevos miembros deberán estar “uniformados con camisa blanca, falda o pantalón negro, y un brazalete banco, negro y rojo, en el cual se les otorga un nombre o seudónimo”. Asimismo, deben realizar el siguiente juramente: “Acepto integrarme en El Yunque como actividad primordial de mi vida. Juro guardar la más absoluta reserva sobre la existencia de la organización, sus integrantes, acciones y estrategias. Juro como caballero cristiano defender, aún a costa de mi vida, este instrumento que Dios nos ha dado para instaurar su reinado en la Tierra”.

“Firmes como yunques”
Según López Luengos, tras el juramento, el “jefe” grita: “Manteneos firmes como yunques golpeados (…) Encontrarás en nosotros un compañero y un amigo, pero si tus intenciones fueran traicionarnos o llegaran a desviarse, en cada uno de nosotros hallarás a un juez justiciero”.

Los deberes de El Yunque
En otra parte del informe se expone los “deberes principales” de todo miembro que forma parte del El Yunque: primordialidad (El Yunque será la actividad principal del miembro), reserva (secretismo en torno a la existencia del colectivo) y disciplina (para ser más eficaces, solamente obedecen a un jefe, ciegamente).

Derramar sangre y saludar como los nazis
Mención aparte se merecen las características principales que López Luengos atribuye a la delegación española de El Yunque. El “funcionamiento en células estancas como la ETA”, las “prácticas de defensa propia”, el “estar dispuestos a derramar la sangre por los fines y la organización”, el carácter de sus miembros de “monje-soldado”, la realización de un “saludo similar al saludo nazi, pero con el puño cerrado”, la “pretensión de conducir y gobernar España”, y la creencia por parte de sus componentes de ser “una milicia” o “una casta de elegidos, como los cruzados o los cristeros”, son algunas de las características más llamativas.

Captación de menores
La captación de jóvenes a través de actividades tapaderas como excursiones a la montaña o campamentos de fines de semana sería otro de los principales objetivos de El Yunque. A este respecto, López Luengos afirma literalmente en su informe: “Sólo unos pocos de los jóvenes serán finalmente elegidos por haber demostrado su valía. Es entonces cuando se les informa de la existencia del Yunque y de la necesidad de reserva (esto es, no decir a los padres que pertenecen al Yunque). Después de la ceremonia de ingreso, el nuevo orgánico debe guardar riguroso secreto que incluye a sus propios padres y familiares (…) El chantaje emocional que someten a los jóvenes candidatos ha provocado graves conflictos de conciencia. La coacción nunca es física pero los menores y los jóvenes se sienten emocionalmente coaccionados y aunque sientan que se distancian no se ven capaces de tomar la decisión de desvincularse”.

Negación de Hazte Oír
A través de su página web, Hazte Oír negó tajantemente estar “controlada” u “operada” por El Yunque. De hecho, aseguraron en su día que “no guardan ninguna relación” con esta sociedad secreta, que sus fines no pueden ser tachados de delictivos y que nunca han estado integrados en secta o sociedad secreta alguna. Al igual que Hazte Oír, Profesionales por la Ética, la Organización del Bien Común, el Instituto de Política Familiar y la Asociación de Montaña a Contracorriente negaron de forma tajante su vinculación a El Yunque.

cardenal Rouco Varela

Cardenal Rouco Varela

Archivos de imagen relacionados

  • cardenal Rouco Varela
Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...