Respuesta de MHUEL al alcalde de Alhama por la presencia de símbolos religiosos en el salón de plenos

El Ayuntamiento de Alhama de Aragón tiene una cruz de considerables proporciones en su salón de plenos. Con tal motivo, MHUEL envió el 16 de abril una carta inicial (adjunta, Carta inicial al…), que fue respondida por el Alcalde del Ayuntamiento el 29 de abril (carta adjunta, en PDF, Carta Ayuntamiento Alhama..).
Con fecha de hoy, la asociación Movimiento hacia un Estado Laico, MHUEL; ha remitido al Alcalde y a la Corporación  Municipal de Alhama de Aragón la siguiente carta:
 
 
Zaragoza, 11 de mayo de 2010
 
 
D. Joaquín Antón Duce
Sr. Alcalde Presidente
Ayuntamiento de Alhama de Aragón
50230-Alhama de Aragón
ZARAGOZA
 
 
Apreciado señor Alcalde y Corporación Municipal de Alhama de Aragón:
 
Hemos recibido su escrito de fecha 29 de abril en el que  intenta justificar la presencia de una cruz de considerables proporciones en el salón de Plenos de su Ayuntamiento.
Tras transcribir en su totalidad el artículo 16 de nuestra Constitución (suponiendo quizá que no lo habíamos leído o no lo conocíamos suficientemente), hace usted hincapié en que los poderes no deben hacer caso omiso de las creencias religiosas de la sociedad española, de lo que usted deduce inmediatamente que “la Constitución no dice que España es un Estado laico”. Al parecer, tiene usted un concepto algo peregrino, si no una cierta prevención,  acerca de lo “laico” , lo ”aconfesional” y el “Estado laico”, a la vez que interpreta todos esos términos tal como lo hacían hace ya muchos años Gil Robles y la CEDA. En cualquier caso, saltan por los aires las reglas de la lógica cuando pretende sacar del artículo 16 de la Constitución la igualmente peregrina conclusión de que España no es un Estado laico. Es como si de la afición de su pueblo a la jota aragonesa pudiera deducirse que de su pueblo no puede decirse que es un pueblo rockero
 
Nos resulta particularmente llamativo que a usted le parezca “lamentable” (tanto que está subrayado en su carta todo el párrafo) que MHUEL haya “minimizado” algunas noticias de gran importancia sobre Alhama por haber planteado el asunto de un símbolo religioso en su sala de plenos.  Permítanos decirle que eso es mezclar y confundir churras con merinas. ¿Acaso no comprende que cada persona y cada asociación se ocupa de unas determinadas parcelas y ámbitos de la vida y de la sociedad, sin que ello signifique minimizar ninguna otra por el hecho de no hacer mención de la misma? ¿Es que en cualquier escrito dirigido a su Ayuntamiento, sea cual sea el asunto sobre el que trate, hay que hacer mención expresa de la inhabilitación en el pasado de uno de sus miembros?
Tenga por seguro que nuestra Asociación no quiere quitar o eliminar las fiestas y romerías que tradicionalmente se llevan a cabo en Alhama, así como tampoco el poso de religiosidad popular aludido en su carta.
MHUEL solo quiere que los espacios públicos sean de toda la ciudadanía, aconfesionales,  sin adscripción a alguna institución de carácter privado. MHUEL solo reivindica que los representantes de las distintas instituciones del Estado, entre los cuales se cuentan los miembros de la Corporación Municipal de Alhama de Aragón, no asistan en calidad de tales a actos y celebraciones confesionales. Se trata, en fin, exclusivamente de cumplir el principio constitucional de la aconfesionalidad del Estado.
Por último, nuestra extrañeza ha crecido aún más al leer su carta, pues no hemos podido menos que contrastar lo que usted allí afirma y niega con el debate y la votación que el pasado 6 y 7 de mayo de 2010 ha habido en las Cortes de Aragón sobre la siguiente Proposición no de Ley de CHA, el Partido al que usted pertenece,  sobre laicidad institucional, del siguiente contenido y con los siguientes resultados:
 
1.- “Organizará los actos públicos de toma de posesión de cargos institucionales del Gobierno de Aragón o de la Administración de la Comunidad Autónoma, de tal modo que en ellos no figuren objetos, símbolos o fórmulas pertenecientes a ninguna confesión religiosa”. Rechazada con los votos de PSOE, PP y PAR.  
2.- “Adaptará progresivamente los espacios y locales de titularidad de la Comunidad Autónoma a las características y los principios propios de la aconfesionalidad”. Aprobada con los votos en contra de PP y PAR.
3.- “Promoverá que aquellas celebraciones y ceremonias públicas en las que participen sus miembros, en su condición de cargos públicos del Gobierno, sean aconfesionales”. Rechazada con los votos de PSOE, PP y PAR
4.- “Trasladará a las instituciones públicas aragonesas (Ayuntamientos, Comarcas, Diputaciones,…) la opinión del Parlamento aragonés, respetuosa con la autonomía local, favorable a desarrollar las acciones pertinentes tendentes a conseguir que, tanto en los actos públicos como en las dependencias institucionales, se avance en la adaptación de los mismos a los principios y características propios de la aconfesionalidad”. Aprobada con los votos en contra de PP y PAR.
 
 
Creemos que texto y votaciones comentan por sí mismos la carta que usted nos ha enviado.
 
Con nuestros atentos saludos
 
 
Asunción Villaverde                            Antonio Aramayona
Presidenta                                                  Coordinador

Archivos relacionados

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...