Reglamento de Protocolo en Huesca

Con la modificación del reglamento de Protocolo y Ceremonial municipal de Huesca sólo puedo decir «¡ya era hora!». Es una vergüenza que en pleno siglo XXI y formando parte de la Unión Europea todavía haya que exigir el respeto y cumplimiento del articulado que la Constitución recoge. Es muy triste ver cómo algunos representantes políticos no diferencian entre el ámbito privado y el público (debieron perderse ese capítulo de Barrio Sésamo). También es muy decepcionante comprobar cómo tratan las noticias los medios de comunicación llevando el deber de información a su espectro ideológico. Personalmente agradezco este halo de aire renovado que el consecuente tripartito municipal en Huesca ha introducido y espero sirva de ejemplo en este país cada vez más retrógrado.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...