Rechazo de Unidas Podemos a la Ley de Educación de Martí March (PSOE-Independent) en Baleares

El partido morado presenta alegaciones ya que el texto «no protege lo suficiente la educación pública, ni el incremento de la concertada, ni el idioma de esta tierra ni la laicidad» en las escuelas

Podemos ha dejado hoy claro su rechazo a buena parte de la ley de educación balear presentada por el conseller Martí March en noviembre del pasado año, sumándose a las críticas que ya lanzó de inmediato Més, el otro socio del PSIB en el Govern, en especial por no dejar blindado el catalán como lengua vehicular del sistema de enseñanza.

Hoy Podemos ha hecho públicas las alegaciones que presenta al anteproyecto de ley en el que, además de defender el blindaje del catalán en las aulas incide en buena parte del contenido de la propuesta de March.

«El texto del proyecto de ley es demasiado genérico ya que no protege lo suficiente la educación publica, no limita el incremento de la concertada,no protege el idioma de esta tierra ni protege la laicidad y separación entre la iglesia y la educación pública», ha resumido Gloria Santiago, diputada de Podemos.

Las alegaciones del partido al proyecto de ley se centran en estas cuestiones, exigiendo cambios de tal manera que se cumpla el decreto de mínimos del catalán, se elimine la referencia a las religiones y se limite el crecimiento de la escuela concertada reforzando «su subsidiaridad respecto a la pública.

Cuando el 27 de noviembre del pasado año Martí March informó sobre el contenido del anteproyecto de ley defendió que en lo que se refiere al modelo lingüístico, una de las cuestiones que más críticas ha provocado, el texto no contempla porcentajes de catalán ya que «ninguna ley lo hace puesto que las leyes de educación deben ser flexibles», pero argumentó que no deroga ningún decreto, en referencia al decreto de mínimos que establece que al menos el 50 por ciento de las asignaturas deben cursarse en catalán.

Sus argumentos no convencieron a sus socios del Pacto. Tampoco a las principales organizaciones sindicales de Educación, que critican este aspecto entre otros detalles del texto al no incidir en determinadas cuestiones.

Como informó DIARIO de MALLORCA, el anteproyecto de Ley presentado por March se estructura en 156 artículos, un título preliminar, nueve títulos específicos, quince disposiciones adicionales, tres disposiciones transitorias, una disposición derogatoria y dos disposiciones finales. Se trata así de una extensa Ley que, según reconoció el conseller, no incluye novedades especiales respecto a las distintas medidas y normativas educativas que se han desarrollado, ya que se trata de unificarlas en un mismo texto. «Lo que hacemos es darle un embalaje», precisó March.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...