Prohíben el spot electoral de Erdogan por «explotar sentimientos religiosos»

El Consejo Electoral Supremo (YSK, en siglas turcas) ha vetado el spot de campaña de la candidatura de Recep Tayyip Erdogan a la presidencia de Turquía. Según el organismo, que vela por el correcto funcionamiento de los comicios del próximo 10 de agosto, el vídeo que insta a votar al actual primer ministro está cargado de elementos orientados a explotar los sentimientos religiosos de los turcos.

Las imágenes del reclamo propagandístico «muestran a una mujer que reza y se oye el sonido de la llamada a la oración», destaca el YSK en su conclusión, según la prensa local. La secuencia consiste en una serie de personajes que, desde diferentes puntos del país, entregan a sus enviados un misterioso paquete.

Al final del anuncio, frente a la verja del palacio presidencial de Çankaya, en Ankara, cada uno de los enviados desenvuelve su fardo. Cada uno de ellos contiene una de las estrellas que conforman, al colocarlas en un panel rojo, el escudo del Presidente de la República de Turquía.

Todo el spot está compuesto apelando al votante conservador. Desde los escenarios donde ocurre la acción, mayormente en la Anatolia, hasta el leitmotiv del anuncio: el tan arraigado concepto turco de ‘emanet’, la acción de confiar algo físico o ideal a alguien a sabiendas de que este lo protegerá con más celo que sus propias posesiones. Sólo una de las cinco mujeres que guarda un paquete tiene velo. Para compensar, los anunciantes rellenan la escena final con mujeres de apariencia no devota. El individuo con túnica religiosa es, de hecho, el que entrega a su enviado la estrella central del escudo.

Censura publicitaria

El diputado del Partido de Acción Republicana (MHP) Kürsat Ergün, fue el que introdujo la moción al YSK que ha resultado en la censura de la publicidad. Tras la decisión de prohibirla, conocida el martes pasado, el YSK debe notificarla al Consejo Supremo de Radio y Televisión (RTÜK). En la mañana del miércoles, el canal privado NTV seguía emitiendo la pieza.

Es la segunda vez consecutiva que la campaña publicitaria del Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP) de Erdogan se estrella contra las normas electorales. El anuncio producido para los comicios municipales del 30 de marzo pasado fue prohibido por aparecer en él la bandera de Turquía, un hecho que va contra la Ley Electoral. De nuevo, luego de hacerse público el veto, se siguió emitiendo.

La oposición ha acusado en reiteradas ocasiones a Recep Tayyip Erdogan de hacer bandera de la religión islámica suní y ahondar, a la vez, en las brechas sectarias, a fin de pescar votos.

El día en que se oficializó su candidatura, ofreció a la audiencia su declaración de principios: «Hacemos política para Dios y para la nación». Se estima que el 96% de los turcos es musulmán, el 72% de los cuales es suní. Las encuestas dicen que el 84% de los turcos se declara «religioso» al ser cuestionado por ello.

Hace unos días, el candidato y primer ministro destacó, en un Parlamento, la pertenencia del líder de la oposición, Kemal Kiliçdaroglu, a la maltratada secta aleví. También se refirió a su oponente, el aspirante Selahattin Demirtas, de ser un kurdo de la sub minoría zaza. En una entrevista televisiva, el martes por la noche, el dirigente turco volvió a sembrar la polémica con esta sentencia: «Alguna vez me han llamado georgiano. Y, con perdón, algo más feo: armenio. Hasta donde he aprendido de mi abuelo y de mi padre, soy turco. Así de simple».

anuncio electoral Erdogan 2014

Mujer rezando en la publicidad electoral del Erdogan

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...