Primera denuncia por el libro «Cásate y sé sumisa»

El Ayuntamiento de Granada ha trasladado a la Fiscalía el acuerdo alcanzando en el Consejo Municipal de la Mujer para que se investigue el contenido del libro Cásate y sé sumisa, de la editorial Nuevo Inicio, y las posibles consecuencias legales que se deriven del mismo, según han informado a Europa Press fuentes municipales. El concejal de Familia y Bienestar Social, Fernando Egea (PP), que preside el citado consejo, ha explicado que los servicios municipales han dado traslado del acta de la sesión celebrada el pasado noviembre, en la que se produjeron diversas intervenciones acerca del citado libro, todas ellas contrarias, y donde se acordó por “unanimidad” exponer el asunto ante la Fiscalía.

Tras esta posición del Consejo Municipal de la Mujer, compuesto por unas 67 asociaciones, se acordó trasladar a la sociedad el “enérgico rechazo” de este organismo a la publicación, lo que se hizo a través de un comunicado en el que se exponía que el libro es contrario a la Ley Orgánica para la Igualdad efectiva de Mujeres y Hombres, la Ley Orgánica de Medidas de Prevención contra la Violencia de Género y la propia Constitución. Además, se acordó pedir a la Fiscalía que investigue el contenido del libro y las consecuencias legales que del mismo se deriven, tal y como se ha hecho desde los servicios municipales.

A este respecto, la concejala de IU en el Ayuntamiento de Granada Maite Molina ha confiado en que, tras este trámite, la Fiscalía “actúe a la mayor brevedad” contra lo que considera “un panfleto machista”. Además, ha considerado “positivo” que el Ayuntamiento “se haya puesto las pilas y haya cumplido con su obligación”, ya que de lo contrario IU “hubiera consumado su compromiso de presentar la denuncia de manera conjunta con toda aquella organización que hubiera querido sumarse”.

Molina ha confiado, a través de un comunicado, en que la Fiscalía, “en sintonía con el gran consenso social que se ha conseguido, actúe con contundencia para remover todos los obstáculos que impidan el avance de la igualdad”. A su juicio, “es necesario evitar que se promocione la discriminación por razón de sexo y los manuales de este tipo editados por la Iglesia Católica” que, según ha subrayado, reciben fondos públicos pero “perjudican la lucha de tantos años contra la desigualdad y la violencia contra las mujeres”.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...