Preocupación en la escuela concertada por las fuerzas políticas que piden su «desaparición»

Representan el 15% del total de centros del sistema educativo español y se sienten amenazados, especialmente por el ascenso y las alianzas de los partidos de izquierda. Señalan que la escuela concertada aparece permanentemente en los debates y en las declaraciones de los partidos, «lo cual es positivo, porque indica que tiene relevancia», pero les preocupan las «declaraciones como las que tildan la concertada de ‘red subsidiaria’ o afirman que debe desaparecer o que solo debe existir cuando el Estado no llega».

Quien habla es José María Alvira, secretario general de Escuelas Católicas, quien ha revelado que se han entrevistado con todas las formaciones políticas, que, en su mayoría, «han manifestado que quieren contar con la escuela concertada». «Unos hablan de respetar, otros de apoyar la libertad de los padres… Lo que sucede es que los hechos no siempre se corresponden con las declaraciones».

Se refiere a comunidades como Castilla-La Mancha y Comunidad Valenciana, donde, afirma, se registran actuaciones contrarias a la escuela concertada con «la clara intención de ir reduciendo su presencia y asfixiarla». «El PSOE manifiesta respeto por la concertada, de hecho fue quien introdujo los conciertos en el año 85, pero también expresa su interés por no ampliar etapas y modalidades, lo que implica que al final estamos hablando de reducir. Además, en algunas comunidades autónomas está pactando con partidos más radicales, por lo que tememos que radicalice su postura».

Alude al pacto de PSOE con Podemos en Castilla-La Mancha para congelar la aportación de financiación pública a este tipo de educación y su reducción paulatina en próximos ejercicios en la región. O a la disminución de aulas en la educación concertada valenciana -donde gobiernan PSOE y Compromis- que llevaron a padres, docentes y alumnos a manifestarse el pasado 22 de mayo contra el cierre de líneas y recorte de fondos anunciado por el Ejecutivo de la Generalitat. «Son claras llamadas de atención para que se atienda una demanda social, pero no se ha abierto diálogo con los partidos».

De Podemos, afirma Alvira, les preocupan las manifestaciones en el sentido de «limitar y recortar» la concertada, «y más ahora que se presentan con Izquierda Unida, que tiene una defensa ‘excluyente’ de la educación pública».

En cuanto a Ciudadanos, dice el representante de los colegios católicos haber recibido respaldo «de palabra», pero no tanto con hechos. «No sabemos si todos en Ciudadanos opinan igual, por sus actuaciones en algunos territorios – como Madrid- «que nos dejan perplejos».

En cuanto al PP, señala que «desde el punto de vista del ideario apoya la libertad de enseñanza y, por tanto, la financiación de los conciertos», pero también muestra reservas por algunas de sus actuaciones, en las que ese apoyo no es tan claro.

Los colegios católicos representan el 60% dentro de la enseñanza concertada, que supone casi un 15% del total del sistema educativo.

Print Friendly, PDF & Email

También te podría gustar...